El incansable luchador de Jersey City

¡Mantente al día con las noticias de interés de los Hispanos!

Sigue a El Diario NY en Facebook

El incansable luchador de Jersey City
Una de las más impactante batallas que libró Jaime Vázquez fue su liderazgo para liberar a Vieques, Puerto Rico, de las bombas de la marina estadounidense. /ARCHIVO
Foto: archivo.

Llegó la noticia que Jaime Vázquez murió.  Su sombrerito de boina lleno de medallas de servicio militar dejará de ser parte de cualquier motín que necesitaba un toque de militancia.  Su voz bajita de fumador de nicotina no nos acompañará en cualquier próxima denuncia del abuso del poder de los ricos contra los pobres. Sus remembranzas que vinculaban los abusadores de ayer con los de hoy no serán ofrecidas por este veterano de guerras oficiales y extra-oficiales a sus colegas en cualquier reunión para elevar la condición de los más necesitados.

Al morir Jaime Vázquez el pueblo latino de Jersey City y de New Jersey entero, perdió un luchador de conciencia.

En Jersey City Jaime tenía varios títulos oficiales. Concejal de Downtown por lo que aparentaba ser un sinnúmero de años.  Director de Asuntos de Veteranos. Hasta, inexplicablemente, Vice Alcalde para un alcalde incompatible que resultó en una renuncia dramática. También fue lanzador de campañas quijotescas para la alcaldía que nunca lograron su meta pero que siempre aseguraban que su mensaje de paz y de justicia llegaba al debate público.

En el pueblo sus títulos eran incomparable luchador, guerrillero, y el más que j*de.  Es decir, uno de los nuestros. Uno que nunca se daba por vencido.  Uno que tenía razón cuando sus argumentos se analizaban al largo plazo.

Este servidor llegó a compartir varias batallas con el Sr. Jaime y entre ellas la más impactante fue su liderazgo para liberar a Vieques, Puerto Rico de las bombas de la marina estadounidense. Jaime Vázquez pudo hablar del abuso del ejército confiadamente porque era veterano de la guerra de Viet Nam.  Organizó a veteranos para la paz en Vieques de una manera que nadie pudo cuestionar su poder legítimo en desafiar al ejército más poderoso del mundo porque ellos lo conocían desde sus entrañas.  Llegó al área prohibida en un acto de desobediencia civil con su hermano Carlos para llamar atención al abuso de Vieques.  Fueron arrestados, juzgados y condenados por sus actos de consciencia. Y lo hicieron con orgullo. Representaron a Jersey City en ese acto de solidaridad y al regresar empezamos a llamarlos respetuosamente, Don Jaime y Don Carlos.

Después de un  tiempo se anunció que la voluntad del pueblo puertorriqueño iba lograr victoria al recibir la noticia que la marina se iba.  Me junte al elenco de Jaime y Carlos Vázquez, David Cline, Ángel Quintana y otros veteranos por la paz para dar testigo al día de Vieques Libre.  Fue un viaje memorable con centenares de boricuas esperando que el reloj llegaba a la medianoche para entra en las zonas prohibidas de Vieques, en terrenos del pueblo que fueron robados, en playas intocables que no habían recibido el regocijo del pueblo por décadas.

Ahí estaba Don Jaime Vázquez.  Boina tildada a la izquierda.  Cigarrillo en mano. Voz de sabiduría. Perspectiva de luchador. Espíritu de resistencia.

Descanse en paz Jaime.

-Juan Cartagena es el presidente de LatinoJustice PRLDEF.

Te recomendamos