Grupos cívicos defenderán el voto ante posibles “vigilantes” de Trump

"Patriotas" se preparan a luchar contra supuesto fraude pero grupos de derechos civiles aseguran que buscan disuadir el voto de las minorías.

¡Muestra tu orgullo latino!

Sigue al Campeón de los Hispanos en Facebook
Grupos cívicos defenderán el voto ante posibles “vigilantes” de Trump

Reflejando la tensión existente en torno a la elección del próximo martes, grupos “encubiertos” de patriotas se preparan para reportar supuestos casos de fraude electoral, mientras que cientos de observadores y abogados buscan defender el derecho al voto en todo el país.

Se trata de dos grupos de observadores que pueden estar enfrentados en la práctica, ya que los primeros provienen de grupos antigobierno y ubicados a la derecha ideológica, y responden al llamado de Donald Trump a “defender el voto de las elecciones trucadas”.

Los segundos son grupos de derechos civiles reconocidos y organizaciones de abogados, que estarán asistiendo a votantes que tienen dificultades para votar.

Defensores antifraude

Luego que Donald Trump y diversos líderes republicanos llamaron a “defender el voto” de una presunta conspiración de los demócratas y de Hillary Clinton para “robarse” la elección, algunos grupos favorables al republicano comenzaron a anunciar que se movilizaban.

Esta semana, grupos de autodescritos “patriotas” liderados por expolicías y exmilitares que supuestamente se vienen organizando hace meses, hicieron un llamado a voluntarios de todo el país a realizar “operativos encubiertos” en las urnas.

Un grupo de nombre “Oath Keepers” pidió a voluntarios en todo el país, “especialmente a los ex policías y ex militares con experiencia en operativos encubiertos y de inteligencia” a sumarse a su campaña para “detener el fraude y defender la libertad”.

Este grupo de auto designados "patriotas" ha llamado a voluntarios en todo el país a "vigilar" el voto en operativos "encubiertos" para evitar el fraude.
Este grupo de auto designados “patriotas” ha llamado a voluntarios en todo el país a “vigilar” el voto en operativos “encubiertos” para evitar el fraude.

Numerosas menciones a la conspiración de los demócratas y a “vestirse como ellos, con camisetas de Che Guevara”, revelan que este grupo se prepara para luchar contra el fraude de un lado del espectro político en particular.

Entre las actividades que estos grupos piensan desarrollar en torno a las elecciones está la “observación y reporte de cualquier sospecha de fraude electoral”. Parte de la estrategia, dicen, es “estar de incógnito, filmar con telefoto desde un vehículo de manera poco obvia”.

En su sitio web, https://www.oathkeepers.org, hay detallada información y videos con consejos de parte de “ex policías y militares” sobre cómo comportarse. El grupo afirma que sus voluntarios no deben ser vigilantes o hacer nada fuera de la ley, sólo “reportar” el fraude.

No obstante, en la primera página del sitio web, también se anuncia un “webinar” (seminario por la web) para prepararse para “levantamientos civiles post electorales”.

COBERTURA COMPLETA DE LAS ELECCIONES

El llamado de este grupo y las repetidas referencias de Trump al “fraude” electoral, generaron las severas críticas de grupos que buscan defender el derecho de todos los ciudadanos al voto.

Una coalición de grupos en torno a la organización Lawyers’ Committee for Civil Rights Under Law, dijo que el llamado de Oath Keepers a contrarrestar un fraude electoral sobre el que no hay evidencia histórica , es realmente una forma de intimidar a ciertos grupos para que no voten.

“No hay lugar en nuestra democracia para esta forma de vigilantismo y extremismo”, dijo Kristen Clarke, presidenta de la organización de abogados. “Denunciamos estas payasadas de la última hora como un intento antidemocrático de enfriar la participación de los votantes en este ciclo electoral.

Grupos de derechos civiles se han agrupado en una coalición, encabezada por el Lawyers´ Committee for Civil Rights Under Law, que tendrá el “programa no partidista de protección del voto más grande del país”, indicaron.

La Asociación Nacional de Funcionarios Latinos Electos y Designados (NALEO), se asoció con esta coalición para ofrecer protección del voto en español.  

El director de NALEO Arturo Vargas, indicó que esta es la primera elección presidencial desde que la Corte Suprema del país sin la protección total del Acta de los Derechos del Voto.   “Es la primera vez en más de 50 años”, dijo. “Estamos aquí para la comunidad y esperamos sus llamadas reportando problemas que puedan tener en las urnas”.

Cómo reportar problemas

Numerosos grupos de derechos civiles y de movilización cívica de varias comunidades se han unido a esta coalición, mientras que otro grupo cívico, Common Cause, ha entrenado a voluntarios observadores que estarán presentes en diversos centros de votación para manejar cualquier problema.

Esto es aparte de cualquier tipo de observación por parte de los partidos políticos, dependiendo del estado de la nación.

La Organización de Estados Americanos (OEA), también estará presente observando las votaciones, pero no en forma activa –no reportando o asistiendo- sino sólo observando para luego aconsejar respecto a prácticas de votación. Es la primera vez que la OEA observa las elecciones en Estados Unidos.

Para reportar cualquier problema en un centro de votación, hay tres líneas telefónicas de protección del votante:

En inglés (English voter protection). Lawyer’s Committee 866-OUR-VOTE o 866-8683 ya está funcionando. La línea telefónica ya ha recibido más de 50,000 llamadas en el período de voto anticipado.

En español: NALEO 888-VE-Y-VOTA, 888-839-8682

En alguno de varios idiomas asiáticos: 888-API-VOTE 888-274-8683 dejar mensaje y un voluntario regresará la llamada.

Según reportó el Lawyers’ Committee for Civil Rights Under Law, la línea telefónica ha estado ayudando a resolver problemas en estados como Florida, Virginia, Georgia y Texas.

Te recomendamos