Billy Bob Thornton: “Bad Santa 2 es aún más obscena”

El actor vuelve al papel de Willie 13 años después en la secuela de la comedia Bad Santa

¡Mantente al día con las noticias de interés de los Hispanos!

Sigue a El Diario NY en Facebook

Billy Bob Thornton: “Bad Santa 2 es aún más obscena”
Billy Bob Thornton y Tony Cox en una escena de Bad Santa 2.
Foto: Broad Green Pictures

Bad Santa, una película independiente, sorprendió en 2003 con su humor irreverente y fue un éxito de crítica y taquilla. Normalmente, cuando eso sucede, no pasa mucho tiempo hasta que los creadores lanzan una secuela –muchas veces con más presupuesto pero peores resultados– tratando de rentabilizar el acierto inicial.

En este caso no ocurrió así. Los aficionados de Bad Santa han tenido que esperar 13 años para disfrutar de esta banda de desaprensivos que aprovechan la Navidad para cometer sus fechorías disfrazados de Santa Claus.

El protagonista vuelve a ser el Willie (Billy Bob Thornton), al que acompañan Marcus (Tony Cox) y Thurman Merman, un niño de apenas 8 años en la primera entrega que ahora vuelve crecidito y otra vez interpretado por Brett Kelly. Al trío se le une Sunny Soke, la terrible madre de Willie, nuevo personaje al que da vida una sorprendente Kathy Bates, que se reúne con Thornton dos décadas después de “Primary Colors”.

El film repite la estructura y el humor del primer Bad Santa, pero es aún más grotesco y políticamente incorrecto.

“Queríamos mantener el espíritu de la primera película, porque los fans querían ver algo parecido”, asegura Billy Bob Thornton, al que entrevistamos en Beverly Hills días antes del estreno de Bad Santa 2. “Pero también queríamos elevarla un poco, por lo que hay más historia, más emociones”.

Thornton cree que la producción es aún más “indie” que en la primera entrega, más basada en los personajes, con menos sets grandes, pero destaca que es un poco más “atrevida y obscena”.

“Cuando haces una secuela inmediatamente, a veces sólo estás aprovechando el éxito de la primera y no piensas tanto la película”, explica Thornton, que cree que ha sido beneficioso haber esperado tanto tiempo para Bad Santa 2. “Sabíamos que íbamos a hacer una secuela en algún momento, pero el estudio fue cambiando de dueños y tuvimos que esperar años”.

Cuando por fin se decidieron a hacerla, tardaron tres años en tener un guion final, ya que barajaron varias posibilidades, lo que retrasó aún más el proyecto.

“Pero creo que al final todo ayudó. Si hubiéramos rodado al año siguiente, tendríamos a la misma gente luciendo igual. Pero ahora tenemos al chico con 21 años y todos hemos cambiado”, dice Thornton.

“Hubo un par de versiones que no tenían a Brett (Kelly, en el papel del chico), pero peleamos duro para que estuviera”, asegura. “El público no quería verme sólo a mí de nuevo. Quería vernos a los tres: Willie, Marcus y Thurman”.

Aunque reconoce que no estamos ante la típica película sobre la Navidad, Thornton defiende su espíritu.

“Willie fue un niño desatendido, abusado, que se convirtió en un alcohólico, cínico sobre la vida. Pero a través del chico recupera la esperanza, porque se ve a él mismo en el chico, y se vuelve un personaje compasivo”, explica Thornton.

“El espíritu navideño está ahí”, sentencia.

Te recomendamos