Arrestan a miles de inmigrantes

Washington/EFE – La Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE) anunció ayer la detención de 2.901 inmigrantes, muchos de ellos latinoamericanos, condenados por delitos graves, en la llamada ‘Operación Cross Check’ la semana pasada.

El anuncio del director del ICE, John Morton, en una rueda de prensa se produce apenas un mes después de que las autoridades de EEUU anunciaran un cambio en la política de deportaciones, para centrarse más en los inmigrantes con antecedentes penales y dejar de lado a aquellos que no constituyeran una amenaza para la sociedad.

“Los resultados de esta operación subrayan el compromiso constante del ICE y su centro en la detención y deportación de extranjeros condenados por delitos y aquellos que juegan con nuestro sistema de inmigración”, declaró Morton.

“A causa de los esfuerzos incansables de los oficiales y agentes del ICE trabajando en equipo para detectar a los extranjeros delincuentes y fugitivos, hoy hay 2.901 extranjeros delincuentes menos en nuestros vecindarios en todo el país”, agregó el alto funcionario.

Del total de arrestados, 2.642 son hombres y 259 son mujeres.

Las autoridades de ICE iniciaron la primera redada regional, dentro de la llamada “Operación Cross Check”, en California en diciembre de 2009.

Desde entonces, los agentes de ICE, en cooperación con las autoridades locales, han arrestado a más de 7.400 criminales extranjeros.

La fase regional más reciente de la operación se llevó a cabo la semana pasada en todos los 50 estados de Estados Unidos, Puerto Rico y los territorios estadounidenses de las Islas Vírgenes y las Islas Marianas.

Entre los criminales más destacados por la agencia figuran Virgilio López Ruiz, un dominicano residente en El Bronx y condenado en 1988 por intento de homicidio en segundo grado, y el mexicano José Gallardo, condenado en 1996 por el secuestro de una menor y del tiroteo contra una vivienda.