Ayudarán a danzantes detenidos

Neoyorquinos extienden su mano para la liberación de hispanos retenidos en Ohio

Nueva York – Decenas de residentes de los cinco condados, emprendieron una campaña de ayuda para liberar a cinco danzantes neoyorquinos detenidos en Ohio.

Los mexicanos Joel Almeida Gonzalez, Erik Almeida Gonzalez, Alberto Vera Ramírez y Carlos Tirado Carmona, al igual que el guatemalteco Byron Tzoc Guarchaj, permanecen desde el 21 de octubre en un centro de dentición del Servicio de Inmigración y Aduanas, ICE, en el Condado de Seneca, Ohio.

Los hombres, que pertenecen a los grupos de danza azteca Atl Tlachinolli y Tletl Papalotzin, se dirigían al condado de Joliet, Illinois para asistir a una ceremonia el 22 de octubre, pero en Tiffin, Ohio fueron arrestados por la policía del lugar.

Atl Tlachinolli y Tletl Papalotzin, al igual que otros grupos de danza y organizaciones pro inmigrantes de Nueva York y Chicago, emprendieron una campaña de ayuda para liberar a los cinco neoyorquinos.

Verónica Gómez, vocera del grupo, dijo que en días recientes se colectaron más de 300 firmas que acompañarán cartas que serán enviadas a los senadores de Ohio y Nueva York, Sherrond Brown, Rob Portman, Charles E. Schumber y Kristen E. Gillibrand para que intervengan por los detenidos.

Gómez apuntó que se han hecho presentaciones en los cinco condados para colectar fondos y pagar una posible fianza de $25.000, sí es que las autoridades migratorias deciden liberar a los danzantes.

La portavoz apuntó que los hombres ya tienen una abogada, quien ejerce en Detroit, que los representará en su primera audiencia el 3 de noviembre.

“La abogada no nos cobrará por sus servicios, pero necesitamos cubrir sus gastos de transporte. En las calles de Queens hay integrantes del grupo pidiendo ayuda a los peatones y negocios. Estamos tocando todas las puertas”.

El grupo abrió la cuenta 744669423865 en Chase Manhattan Bank para recibir depósitos o transferencia de fondos.

Los danzantes viajaban en una camioneta blanca Ford Explorer 2000, cuando fueron arrestados.

“No iban a exceso de velocidad. La policía los detuvo por su apariencia hispana y ni siquiera les dio una multa. Enseguida fueron puesto bajo custodia de ICE”, apuntó Verónica Gómez.

Guadalupe Girón, esposa de Alberto Vera, comentó que sus dos hijos, de 3 y 6 años, ansían volver a ver a su papá.

“Sólo espero que mi esposo no sea deportado. Lo necesitamos con nosotros. No quiero que mi familia se separe”. La joven madre pidió a la comunidad ayudar a que su cónyugue regrese a su hogar. Girón y Vera son residentes de Jackson Heights, Queens, desde hace diez años. Por su lado, Arturo Tirado, hermano de Carlos Tirado, dijo que mantiene la esperanza de que su familiar quede libre y permanezca en el país. “Mi hermano es un buen hombre. Él quería difundir nuestras danzas y hacer un bien a la comunidad. Es muy trabajador y responsable. No es justo que ICE encarcele a personas inocentes”.