Unesco acepta a Palestina como miembro

Washington/EFE – EE.UU. eliminará los fondos que entregaba hasta ahora a la Unesco después de que esta organización de la ONU para la educación y la cultura votara en favor de aceptar a Palestina como miembro de pleno derecho.

En su rueda de prensa diaria, la portavoz del Departamento de Estado, Victoria Nuland, declaró que “la membrecía de Palestina como Estado en la Unesco pone en marcha restricciones legislativas existentes desde hace tiempo que obligan a EE.UU. a abstenerse de hacer contribuciones” a esa organización.

La suspensión es de efecto inmediato y supone que EE.UU. dejará de entregar a la organización 60 millones de dólares que tenía que haber desembolsado en noviembre, parte del total de 80 millones que destina anualmente a la Unesco.

La portavoz insistió en que pese a todo, EE.UU. mantendrá su participación y su compromiso en la organización internacional.

“Consultaremos con el Congreso para garantizar que los intereses y la influencia de EE.UU. se mantienen”, declaró Nuland, que señaló que “la implicación de EE.UU. en la Unesco beneficia una amplia gama de nuestros intereses nacionales, en materia de educación, ciencia, cultura y comunicaciones”.

Pero Nuland declaró que el voto de ayer en el seno de esa organización para aceptar a Palestina como Estado miembro de pleno derecho es “lamentable, prematuro y socava nuestra meta compartida de una paz justa, duradera y exhaustiva en Oriente Medio”.

“EE.UU. mantiene su firme apoyo al establecimiento de un Estado palestino independiente y soberano, pero un Estado así sólo se puede lograr mediante negociaciones directas entre israelíes y palestinos”, agregó.

Previamente se había manifestado en términos similares el portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, quien consideró “prematura” la admisión de Palestina como Estado.

La Conferencia General de la Unesco aprobó ayer la admisión de la Autoridad Nacional Palestina (ANP) como miembro de pleno derecho de esta organización de Naciones Unidas en una votación celebrada en su sede en París.