Premian al autobús más lento de NYC

Premian al autobús más lento de NYC
El M50 es el campeón entre todos los autobuses más lentos que tiene la Autoridad Metropolitana de Transporte (MTA), según reveló un informe.
Foto: Foto composición: Franklin Ramos / EDLP

Nueva York/EDLP – “El M50 es tan lentooooooooo” que ayer se hizo acreedor del premio ‘Pokey’, que anualmente se entrega a la ruta de autobús más lenta de la ciudad de Nueva York.

“Usted puede empujar una cortadora de césped más rápido que si toma el M50 para ir de la 1ra. a la 12ma. avenida”, dijo Gene Russianoff, abogado de la organización Straphangers Campaign, que en conjunto con Transportation Alternatives reveló ayer los resultados de su investigación annual que busca mejoras al transporte público en la ciudad.

La guagua o bus, que recibirá un caracol dorado en un pedestal por ir a 3.5 kilómetros por hora, transporta –según un reporte del 2010- unos 3,905 pasajeros en promedio al día.

Para otorgar la distinción, los investigadores -personal de Straphangers y voluntarios- analizaron la velocidad de los recorridos en 35 rutas.

A su vez, las líneas M101/102/103 fueron galardonadas con el premio ‘Schleppie’, al servicio menos fiable y más irregular.

Las tres rutas, que transportan en conjunto unos 63,538 pasajeros en promedio en un día, circulan por las avenidas 3ra y Lexington entre el bajo y alto Manhattan.

Para Paul Steely White, director ejecutivo de Alternativas de Transporte, ” el sistema de autobuses se está encaminando a toda velocidad a una catástrofe. Los neoyorquinos se merecen algo mejor”.

Las estadísticas oficiales del tránsito muestran que las averías en los autobuses urbanos han aumentado en un 12% desde el año pasado. Además, el porcentaje de autobuses urbanos con 12 años o más se duplicó en el último año, del 16% en 2010 al 35% en 2011, señaló White.

Sin embargo, los investigadores encontraron que las dos rutas de ‘Servicio Selecto de Bus’, que para ofrecer un servicio más rápido utilizan estrategias como la recolección de las tarifas de los autobuses antes del embarque y los autobuses con tres puertas y piso bajo para acelerar el mismo, si proveen el servicio prometido.

Algunos pasajeros y conductor opinaron a cerca del servicio que presta el transporte público.

Nick Rotondo, conductor de bus por 30 años de la ruta M50, considera que el resultado del informe de la organización Straphangers Campaign quizás ayude a hacer cumplir la ley sobre las reglas de estacionamiento en el área y a que coloquen la línea divisoria para los buses y taxis a lo largo de la ruta.

“No es culpa de la MTA. Aunque hay avisos que dicen que no se puede estacionar la gente se estaciona ilegalmente y esto congestiona el tráfico, no podemos mover el bus. Si hubiera una línea para los buses, el trafico se movería más rápido”, dijo Rotondo.

“No es que sea lento el M50, lo que pasa que por esta ruta hay mucho tráfico por los hoteles y restaurantes, ya que los camiones llegan a descargar mercancías”, dijo Galdo López, de Washington Heights, quien utiliza todos los días el servicio Del bus M50.

“Otra veces por los desfiles y cuando llega el presidente a las Naciones Unidas, se demora con razón”, agregó López.

“El servicio no es malo, creo que el bus se demora porque quizás hay demasiado tráfico en esta área. No hay nada que hacer, estamos en Manhattan y aquí hay mucho trafico, además estamos casi en el centro de la ciudad”, indicó Danette Tejada, de Manhattan, que no es una usuaria regular del bus.

Por su trabajo Octavio Hernández, de Manhattan, se la pasa el día transportándose en el autobús público para hacer entregas.

“Con este tráfico no se puede hacer nada, por eso el bus se demora un poco más para hacer el recorrido. Los desfiles y la visita del presidente influyen en el retraso del recorrido de los buses”, expresó Hernández.