Hipólito desata polémica al ensalzar a Trujillo

SANTO DOMINGO – Cuando todavía no se apaga el escándalo provocado por el movimiento político regenteado por un extraditable acusado de narcotráfico que apoya su candidatura, el expresidente Hipólito Mejía volvió a provocar una serie de cuestionamientos, al resaltar las supuestas bondades de la férrea dictadura de Rafael Leónidas Trujillo Molina (1930-1961) y expresar su intención de instaurar el servicio militar obligatorio de retornar al poder.

Mejía, quien aspira a retornar a la Presidencia como candidato del opositor Partido Revolucionario Dominicano (PRD), y calificó la libertad como una enfermedad, aseguró: “Yo hice el servicio militar obligatorio, y yo quería hacer (instaurar) el servicio militar obligatorio, pero mis gentes (colaboradores) me convencieron (de) que eso era época de El Jefe (como se hacía llamar Trujillo)”.

El candidato, que gobernó el país entre 2000 y 2004, siguió: “Yo creo que hay muchas cosas de El Jefe que se necesitan, yo no soy de los que tienen la patología de la libertad y todo lo de El Jefe es malo, yo no creo eso. Hubo cosas malas como en todas partes, pero hubo muchas cosas buenas”.

El candidato se expresó en los citados términos al dictar una conferencia en el Instituto de Generales y Almirantes de las Fuerzas Armadas en Retiro, ubicado en la Hermandad de Pensionados de las Fuerzas Armadas, de esta capital.

Sus declaraciones provocaron amplio rechazo en distintos sectores de la población. El vicepresidente Rafael Alburquerque, quien funge en estos momentos como presidente en funciones, y el ministro de la Presidencia, César Pina Toribio, censuraron las declaraciones del ex gobernante. Alburquerque expresó que teme de un retorno de Mejía al poder porque, a su juicio, con las palabras del exmandatario, “se le dice a la juventud dominicana que ellos van a estar autoritariamente sometidos a un servicio militar obligatorio tronchándole así sus aspiraciones”.