Investigan a policías por comentarios racistas

Investigan a policías por comentarios racistas
El desfile de las Indias Occidentales se realiza todos los años en Brooklyn.
Foto: archivo

NUEVA YORK – El Departamento de Policía de la ciudad investiga el caso de uniformados que hicieron comentarios polémicos en Internet sobre el desfile caribeño anual West Indian Day Parade en Brooklyn.

Al parecer, miembros de la Policía crearon un grupo en la red social de Facebook para quejarse sobre ser asignados a vigilar el desfile.

Una copia de la página pública del grupo, “No Más Asignación Desfile Caribeño”, fue obtenida por el periódico The New York Times y evidencia que varias personas, la mayoría de ellas policías, la usaron para intercambiar comentarios racistas.

La página ya no está disponibe en Internet, sin embargo, el rotativo citó a policías llamando a los participantes del desfile “salvajes” y “animales”. “Deben mover el desfile al zoológico”, comentó otro miembro del grupo. “Deben tirar una bomba y terminar con todos”, dijo otro. El grupo fue descrito en Facebook como “uniformados del N.Y.P.D. que son amenazados por sus superiores y forzados a ser víctimas ellos mismos por la violencia de la masacre del desfile caribeño”.

Preguntado sobre si la Policía pensaba tomar acción disciplinaria contra los uniformados que comentaron en la página, la oficina del Subcomisionado de Información del NYPD respondió en un correo electrónico: “El Buró de Asuntos Internos lo está investigando”.

En cambio, la directora de la Unión de Derechos Civiles de Nueva York (NYCLU), Donna Lieberman, dijo: “Como todos los empleados públicos, los policías tienen el derecho bajo la primera enmienda de la libre expresión en sus vidas privadas, incluso cuando esta expresión es ofensiva”.

“Sin embargo, no tienen el derecho der ser racistas en su trabajo y estos comentarios en la web indican que el Departamento [de la Policía] todavía tiene mucho trabajo por delante para atender a los asuntos raciales entre sus rangos”, agregó Lieberman.

Este año, el desfile caribeño del 5 de septiembre fue marcado por violencia y escándalo. Más de una docena de tiroteos ocurrieron alrededor de la ruta y un miembro del Concejo Municipal, Jumaane Williams, y otro funcionario fueron arrestados durante la marcha.