La despedida del año

Si bien todos deseamos pasarla bien, festejar y darle un regalito a las personas cercanas a nuestro corazón en estos días de fin de año, hazlo vigilando los gastos excesivos. Crea una lista de regalos realista, modesta y sólo con los regalos “de compromiso” indispensables, sin tratar de impresionar con artículos fuera de tu presupuesto. En primer lugar, crea un presupuesto para tus gastos de estos días. Por ejemplo, calcula:

Regalos para la familia – $500

Costo de fiesta – $300

Envío de tarjetas de Navidad – $65

Aguinaldos – $100

Llevar a los niños a ver el ballet Cascanueces – $200

Al pagar tus gastos de esta temporada, considera si sería mejor usar una tarjeta de débito en lugar de acumular deudas en una tarjeta de crédito. ¿Y que tal si te limitas a una sola tarjeta para tus compras? Escoge una con una baja tasa de interés y búscale otros beneficios agregados como descuentos o reembolsos.

Tener dinero automáticamente retirado de una cuenta de cheques o de ahorros te mantiene consciente sobre lo que gastas. Los cheques son buenos si no te quieres exponer a que te roben la tarjeta de crédito, o temes no poder pagar esa cuenta cuando te llegue a fin de mes. Pero jamás escribas un cheque si no estás seguro de que tienes dinero en la cuenta. Y si no quieres que te añadan a nuevas listas de correo e e-mail, paga con dinero en efectivo… pero piensa que el dinero en tu billetera siempre representa un riesgo mayor de robo en estos días de tiendas llenas.

Si vas a visitar familiares o amigos en otras ciudades, espero que hayas reservado tus pasajes desde hace meses, pues mientras más tarde lo hagas, más pagarás por ellos. Siempre vas a encontrar las mejores opciones de asientos y precios si viajas antes del 19 de diciembre, pues después de esa fecha ya hay bastantes limitaciones.