Obsequios perfectos para la Navidad

Almacena tus regalos y dedica un día a envolverlos todos bien organizados
Obsequios perfectos para la Navidad

Para poder ofrecer cosas que tengan un verdadero impacto en las vidas de los demás, aprende a hacer regalos “inteligentes”. Esto, naturalmente, no tiene nada que ver con el coeficiente mental tuyo ni de la persona a quien le regalas, sino con la utilidad a largo alcance que va a tener tu obsequio. Y aunque no lo creas, con poco dinero tú puedes hacer regalos que tengan consecuencias positivas en el futuro de otra persona; es más, hasta regalos que le cambien su vida y la de su familia ahora y en los años por venir.

Una alcancía – Ahorrar a diario el cambio que se lleva en el bolsillo o el dinero que se gasta siempre en algo intrascendente, pudiera reportar miles y miles de dólares al cabo de los años, si se sabe invertir ese dinerito. Por ejemplo, si todos los días se mete en la alcancía el dólar que se ahorre en comprarse una taza de café, al cabo de 30 años ese dinero invertido al 8% habrá dado casi $30,000 de ganancia. Este año, regálale una linda alcancía a ese amigo o familiar a quien no le gusta ahorrar. De aquí a un tiempo, se acordará de ti con agradecimiento cuando la vea llena de monedas.

Una acción bursátil- Convierte a tu ser querido en dueño de una gran empresa. Todo comienza con el regalo de una o varias acciones cotizadas en la bolsa, las que le darán a esa persona el estímulo para comprar otras acciones de esa compañía, o para comenzar a interesarse en el mundo de las inversiones. Con el tiempo, esto puede convertirse en el regalo que le asegure su futuro financiero (imagínate que si en 1956 hubieras poseído una sola acción de Disney, ¡hoy día eso te habría significado más de $26,000 en tu cuenta!).

Regalos para cualquier momento – Certificados de compra, boletos de temporada para teatros, juegos deportivos o conciertos. Estos regalos se pueden resolver fácilmente con una llamada por teléfono. Además, ¿a quién no le gusta que le paguen el cine?

Finalmente, dos consejos para hacerte más fácil el trajín de la temporada: En vez de llevar tus regalos al correos, ponte en contacto con compañías como UPS o Fedex, que vienen a recogerte los envíos a la casa. Almacena tus regalos y dedica un día a envolverlos todos. Y antes de empezar, asegúrate de que tienes todo lo que hace falta: papel, lazos, tijeras, cinta de pegar, etc.