Una vivienda a prueba de frío

Metro Editorial Services

Aún está a tiempo de tomar varias medidas para preparar su vivienda ante lo que traiga el invierno. Lea las siguientes recomendaciones:

Eliminar las entradas de aire

Una casa con entradas de aire será costosa en los meses de invierno, pues habrá más frío dentro y generalmente se encenderá la calefacción para contrarrestar la penetración de corrientes de aire que pueden convertir el hogar en un congelador de carne. Pero encender la calefacción no es la respuesta,hay que sellar las entradas de aire antes de que llegue el invierno.

Camine por la casa para buscar corrientes de aire que se producen con frecuencia alrededor de los marcos de puertas y ventanas, tomacorrientes e interruptores, e incluso lámparas empotradas. Existen varias opciones a su disposición para sellar esas entradas de aire, ya sea con bloqueadores bajo las puertas exteriores que impiden la filtración, y resina epóxica alrededor de las ventanas.

Instalar capa aislante en el ático

Los dueños de viviendas con áticos pudieran considerar la instalación de otra capa de aislante térmico. Los expertos recomiendan 12 pulgadas como mínimo en los áticos.

Colocar ventanas de protección

Es hora de volver a colocar las ventanas protectoras, que aportan un factor especial de combatir los elementos, y son especialmente valiosas en casas con ventanas de cristal de una sola hoja. Los dueños de viviendas que no tienen ventanas de protección deben considerar la instalación de las mismas.

Revisar los canales de desagüe

Limpie continuamente los canales de desagüe en cuanto comiencen a caer las hojas de los árboles. Así el agua y la nieve podrán correr por los mismos sin obstáculos y ser drenadas adecuadamente. Si los canales se tupen, la nieve no tendrá espacio para escapar, lo cual dañará los canales.

Limpiar el calefactor

Los expertos recomiendan una limpieza anual del calefactor. En esta época reemplace regularmente los filtros, así el calefactor operará con mayor eficiencia y reducirá el peligro de incendio.

Fuente: Metro Editorial Services.