Tras las gangas de último minuto

Tras las gangas de último minuto
La gente se tiró a la calle a buscar las últimas gangas en las tiendas por departamentos.
Foto: Humberto Arellano / EDLP

Nueva York- Motivada por el espíritu navideño, Marisol Díaz, decidió comprar a última hora los regalos de Navidad.

Como ella, muchas personas continuarán haciendo hoy sus compras en busca de los especiales de último minuto, intentando adquirir un obsequio para familiares o amigos.

“No tenía planes de gastar porque mi presupuesto es limitado, pero salí de compras al ver que se acerca la Navidad y la música navideña que se escucha por todas partes, me impulsó a comprar”, comentó sonriente Díaz, mientras miraba un reloj.

Algunos de los centros comerciales iban a permanecer ayer abiertos las 24 horas, y en sus vitrinas tenían avisos con decoraciones navideñas que anuncian precios especiales y rebajas.

Según Afrina, una vendedora de una de las tiendas por departamentos de la calle 34 que no reveló su apellido, el mayor número de compradores vendría en las últimas horas del día.

“Como a las 4 de la tarde es cuando comienza la locura”, indicó la mujer, para luego recalcar que “diciembre es el mes preferido por los consumidores para hacer compras”.

La dependiente también indicó que hoy, como ya es tradición, se espera que sea uno de los días de mayor venta del almacén, aunque los clientes buscan siempre los especiales.

“He notado que para economizar, las personas, en especial las familias numerosas recurren a los cupones y también a las rebajas”, dijo Afrina.

Con el fin de evitar las multitudes, Ursulina Dolores llegó temprano a una tienda en Manhattan, para comprar los juguetes y ropa para sus tres hijos.

“No he tenido tiempo de hacer mis compras y hoy (ayer) me levanté bien temprano porque más tarde no se puede entrar a una tienda a comprar y después no encuentro nada”, señaló Dolores.

Y en esta época no es sólo tiempo de compras sino también de dar.

“Es el espíritu navideño que se apodera de Nueva York y su gente se vuelve más generosa”, afirma Carol William, trabajadora del Salvation Army, quien con campana en mano invitaba a los transeúntes a dar una donación para los más necesitados.