Incautan granadas, armas y drogas en casa de El Bronx

Incautan granadas, armas y drogas en casa de El Bronx
Exterior de la residencia en El Bronx donde fueron encontradas dos granadas, armas y drogas.
Foto: Zaira Cortes / EDLP

Nueva York – En lo que fue calificado como un “buen arresto”, la Policía encontró dos granadas, artefactos explosivos caseros y armas en una casa privada en el vecindario latino de Soundview, en El Bronx.

La mañana del viernes, la Unidad Antipandillas cateó el 1055 de la Avenida Stratford, en los confines de la Comisaria 43. Además de artefactos explosivos, los agentes encontraron dos escopetas, dos pistolas, dos pistolas de aire comprimido y narcóticos.

Juan Pagán, de 25 años, y Anthony Cibelli, de 24 años, fueron arrestados en el lugar y acusados de posesión criminal de un arma (artefactos explosivos y armas de fuego), al igual que posesión de sustancias controladas y de marihuana.

El Escuadrón de Bombas arribó al lugar para desactivar los dispositivos y analizarlos para una mayor investigación.

La Policía informó que las granadas encontradas de uso militar, una de ellas M67, están diseñadas para estallar cinco segundos después de ser activadas y causar daño en 16 pies a la redonda. También fue descubierto un artefacto explosivo fabricado con cables.

Vecinos describieron a los arrestados como “muchachos tranquilos”. El salvadoreño Abraham Delgado, quien ha en la Avenida Stratford por 18 años, comentó que aún no puede creer que su familia estuviera expuesta a explosivos.

“Esos chicos tenían cerca de un año de haberse mudado. Nadie imaginó que tuvieran bombas en la casa. Nunca vimos nada extraño”, dijo Delgado.

El salvadoreño, de 45 años, dijo que ocasionalmente saludaba a los arrestados.

“Cómo saber que tu vecino tiene granadas y armas. Ojalá pudiera leer la mente de las personas y alejarme cuando hay problemas. Estoy asombrado”.

Soundview se caracteriza por la violencia en las calles. En mayo, una niña de cinco años fue herida en el torso durante un tiroteo. Un mes después, una mujer embarazada y tres personas más resultaron heridas al desatarse una balacera en el mismo sector.

En septiembre, Anna Ramlochan, una latina de 22 años, murió por una herida de bala en un tiroteo en la Avenida Watson.

Sin embargo, en los confines del Cuartel 43, que fue comandado por en los últimos cuatro años por Carlos Ortiz (promovido recientemente como inspector) se redujo la delincuencia en un 12% y las violaciones descendieron en un 40%, al igual que los robos en un 33% informó el Comisionado Kelly durante una ceremonia de promoción.