Carteles de la droga, amenazas latentes para México

Vistos ya como los dos mayores grupos del narcotráfico, el cartel de Sinaloa y Los Zetas siguen siendo una amenaza lantente.

Carteles de la droga, amenazas latentes para México
Imagen cedida por SEMAR que muestra el 18 de noviembre de 2011, a 14 presuntos miembros de la organización criminal de Los Zetas, capturados por la Marina mexicana, durante una inspección de rutina, en el municipio de Fortín de las Flores, Veracruz.
Foto: EFE / SEMAR

MEXICO – Vistos ya en México como los dos mayores grupos del narcotráfico, el cartel de Sinaloa y Los Zetas siguen siendo una amenaza lantente.

“El escenario más probable (es que) Zetas y Sinaloa consoliden sus posición: Zetas en la costa Caribe, y estoy hablando de todo México y Centroamérica; y Sinaloa en la costa Pacífica”, dijo a la el representante regional de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito, Antonio Mazzitelli.

Para el gobierno mexicano, los dos grupos tienen presencia en prácticamente todo el territorio y desde hace varios meses se detectó en Centroamérica la presencia predominante de los dos carteles.

“De hecho son los carteles más poderosos que hay actualmente, y los más internacionalizados… Los zetas hace rato que tienen presencia en Centroamérica y el cartel de Sinaloa siempre ha sido un cartel muy internacionalizado para todas sus operaciones”, dijo Jorge Chabat, experto en seguridad y narcotráfico del Centro de Investigación y Docencia Económicas de México.

Un reporte reciente de la ONU señaló que el continente americano es la segunda región más violenta después de Africa.

Y mientras que en México se busca avanzar en la profesionalización y depuración de sus fuerzas policiales, además de la aprobación de diversas leyes, Centroamérica todavía es vista como una región donde hay una fragilidad institucional y donde según Mazzitelli “la capacidad de reacción por parte de los estados es menor”.

Eduardo Guerrero, consultor privado en materia de seguridad, dijo que para expandirse “necesitas una gran organización para exportar drogas a Estados Unidos, necesitas conexión a Sudamérica… y parece que eso lo siguen conservando los Zetas y Sinaloa”, señaló.

Para Mazzitelli, sin embargo, los movimientos de expansión de uno y otro son diferentes por una naturaleza distinta.

“El cartel de Sinaloa es una multinacional de las drogas y Los Zetas es una organización criminal con una cultura paramilitar de ocupación del territorio y no de negocio”, dijo.

El cartel de Sinaloa es un grupo histórico del narcotráfico que según las autoridades es encabezado por Joaquín “El Chapo” Guzmán, considerado por EE.UU. como el barón de las drogas más poderoso del mundo y cuya organización tiene extensiones hasta Oceanía.

Los Zetas, por su parte, están encabezados por desertores de cuerpos de fuerzas especiales del Ejército mexicano que durante casi una década -hasta 2010- fungieron como el brazo armado del cartel del Golfo hasta que formaron su propio grupo.