Piden no renovar licencia para planta Indian Point

Discuten el cierre permanente del complejo nuclear de Westchester
Piden no renovar licencia para planta Indian Point
Una manifestante expresa su oposicion a la planta nuclear Indian Point.
Foto: Annie Correal

MANHATTAN – Legisladores realizaron ayer una audiencia pública en el bajo Manhattan para hablar con oficiales y expertos sobre el futuro de la planta nuclear Indian Point, en Westchester.

La audiencia ocurrió días después de un pequeño derrame que propició el cierre de la planta nuclear.

Las licencias de operación de los dos reactores activos de la planta vencen en 2013 y 2015. La compañía que maneja los reactores, Entergy, ha sometido una petición al la Comisión Regulatoria Nuclear (NRC) para renovar las licencias por otros 20 años. Sin embargo, legisladores apuntaron que la planta tiene 35 años y requiere una gran inversión económica para asegurar que cumplirá con los estándares ambientales y de seguridad.

“Es necesario […] evaluar el impacto económico de un cierre [de la planta] e identificar estrategias alternativas de bajo costo para proveer energía para compensar por la pérdida de capacidad de generar energía que tiene la planta”, aseguraron los legisladores en un comunicado del Comité de Energía de la Asamblea Estatal.

Reguladores, proveedores de energía, oficiales de la ciudad y otros expertos en el tema de energía testificaron ante los asambleístas. El vicepresidente de la compañía Con Edison, Joseph Oates, dijo a los legisladores que no seria aconsejable cerrar la planta hasta que nuevas fuentes de energía fuesen instaladas, debido a que la planta provee un porcentaje de energía necesaria para el funcionamiento de la ciudad. Este proceso podría tardar 5 años.

Críticos de la planta nuclear protestaron contra la operación de la planta. Shut Down Indian Point Now! y varios otros grupos – incluyendo Occupy Wall Street – subrayaron el peligro de que la antigua planta, localizada a 24 millas de la ciudad, podría experimentar un derrame parecido al derrame de una planta nuclear Fukishima, Japón el año pasado.

“Estamos opuestos a la continuación de operaciones de esta planta que probablemente es innecesaria y que obviamente presenta un riesgo comparable con el de Fukishima”, dijo David Publow, de la organización United for Action.

La audiencia fue interrumpida en un momento por una joven manifestante quien gritó: “¡somos el 99% y exigimos que cierren Indian Point ahora, antes de que haya un derrame!”.

Mientras tanto, un grupo de negociantes y líderes de sindicatos, NY AREA (New York Affordable Electricity Alliance) presentó un argumento para preservar la planta, debido a que este provee más de 1,000 empleos en la región – y alrededor de 10% de la electricidad en Nueva York – y atraería inversiones y empleos al permanecer abierto otros 20 años.