Confían ahora sí desarrollarán el Kingsbridge Armory

Se espera la instalación de un centro de recreación con precios asequibles para los residentes del vecindario
Sigue a El Diario NY en Facebook
Confían ahora sí desarrollarán el Kingsbridge Armory
George Davido, propietario de la tienda Kingsbridge Thrift Shop, localizada frente al Kingsbridge Armory.
Foto: Fotos: Jose Acosta / EDLP

NUEVA YORK – Todo apunta a que por fin el desarrollo del Kingsbridge Armory será una realidad para los residentes de El Bronx, un condado afectado por un 12.6% de desempleo, el más alto de la ciudad.

Y es que la principal demanda de los políticos y las organizaciones comunitarias, que era garantizar salarios dignos para los empleados (lo que impidió en 2009 el desarrollo del Kingsbridge Armory por la empresa Related con una inversión de $310 millones), no será esta vez un argumento para los futuros desarrolladores, pues se espera la aprobación en el Concejo Municipal de una legislación que exigirá a los empleadores que reciben subsidios de la ciudad, como la exención de impuestos, que paguen a sus trabajadores un mínimo de $10 la hora más beneficios, o bien, $11.50 la hora sin beneficios. Los trabajadores de comercios detallistas de El Bronx son los peores pagados de la ciudad, con salarios de $8 la hora, casi el salario mínimo, según reveló un nuevo estudio.

Además, el alcalde Michael Bloomberg prometió, en su discurso del estado de la Ciudad, buscar una solución para el desarrollo de la armería, viable para los residentes y los negocios de la comunidad.

“Hemos escuchado una variedad de partes interesadas, incluyendo a aquellos que quieren que la armería se convierta en un espacio recreativo”, dijo Bloomberg, indicando que espera que el Kingsbridge Armory, vacante durante 15 años, “pronto se transforme en un lugar que beneficie a la comunidad y emplee a los residentes del área”.

El presidente de El Bronx, Rubén Díaz hijo, dijo en un comunicado que el plan del alcalde de lanzar una nueva solicitud de propuestas (RFP) para el desarrollo de la Armería de Kingsbridge, permitirá que la ciudad busque desarrolladores de un amplio espectro de usos potenciales, “lo que permitirá que el condado consiga un proyecto que mejorará y complementará a la comunidad circundante en esta estructura histórica”.

En junio de 2011, el Kingsbridge Armory Task Force, asesorado por el Programa Capstone de NYU e integrado por el presidente de El Bronx, el concejal del área, Fernando Cabrera y, entre otros, el presidente de la Junta Comunitaria #7, Paul Foster, dio a conocer su reporte final, en el que recomendó tres escenarios posibles para el desarrollo de la armería: un centro de entretenimiento, deportivo y de bienestar; un centro de industria alimentaria sostenible, y un estudio de cine.

El concejal Cabrera dijo que confía en que el proyecto de la armería “ahora se va a mover”.

“Con la garantía por ley de salarios dignos, lo que queremos ahora es empleo, que el desarrollo no afecte a los comercios del área, y que beneficie a la comunidad, especialmente a la juventud”, dijo Cabrera. “Aún no sabemos qué tipo de desarrollo se van a instalar en la armería, pero yo he escuchado de un proyecto deportivo muy bueno que incluye una pista de patinaje sobre hielo”, aseguró.

Reynaldo Díaz, miembro de la Coalición Nacional de Evangélicos Latinos y de la coalición de grupos comunitarios, sindicatos y religiosos Kingsbridge Armory Redevelopment Alliance, KARA, dijo que apoya la creación de un centro educativo y de recreación, pero está en contra de que la armería se convierta en un centro comercial, “porque afectaría a los negocios del área”.

“Apoyamos que en el Kingsbridge Armory se instale un centro de recreación con precios asequibles para los residentes del vecindario, un centro de capacitación de empleos, y un programa de certificación para las personas que quieran certificarse como plomero, electricista, carpintero, barbero, etc.”, dijo Díaz.

Comerciantes del área tienen opiniones encontradas sobre el Kingsbridge Armory.

Mientras George Davido, propietario de la tienda Kingsbridge Thrift Shop, considera que convertir la armería en un centro comercial beneficiará a la comunidad y traerá más negocios a los comercios del área porque vendrían compradores de toda la ciudad, para Jasmel García, de la panadería Mi casa, un centro comercial “acabaría con los negocios del vecindario”.

Ali Abdo, de la bodega Kingsbridge, dijo que lo importante ahora es que se concrete el proyecto y que la armería abra.

“Todos los años están tratando de abrir la armería y no pasa nada. No importa lo que hagan en ella, lo que queremos es que la abran para que esta área se revitalice”, dijo el comerciante.