Los Knicks suman siete triunfos consecutivos

Jeremy Lin orquestó una fácil victoria en la que el equipo se vio muy unido

Guía de Regalos

Los Knicks suman siete triunfos consecutivos
El armador Jeremy Lin reparte el balón anoche ante los Kings, en un juego donde sumó 13 asistencias.
Foto: ANDREW GOMBERT / efe

Nueva York – Los Knicks no tuvieron que sudar mucho la camiseta anoche para ganar su séptimo juego consecutivo y aumentar su foja en 15-15, llegando a los .500 de promedio tras derrotar ampliamente a los Kings de Sacramento 100-85, ante un lleno total en el Madison Square Garden.

Mediante un arrollador tren defensivo-ofensivo, el quinteto local logró dominar los cuatro periodos, mientras Sacramento (10-19) no fue un rival de consideración para el conjunto del Garden, que no tuvo la necesidad de usar por mucho tiempo a su reluciente estrella Jeremy Lin, quien en 26:16 de acción hizo 10 puntos, por primera vez por debajo de los veinte puntos en los últimos siete desafíos, pero repartió 13 asistencias y capturó cinco rebotes.

Landry Fields fue el mejor anotador de los Knicks con 15 puntos y además capturó 10 rebotes. Bill Walker hizo 14 y Amar’e Stoudemire encestó 11.

“Fue una gran noche para nosotros”, dijo el coach Mike D’Antoni. “Hicimos un juego excelente y sin mucho contratiempo”, subrayó.

El quinteto local comenzó atacando en ambos frentes, ofensiva y defensa, desde el principio del juego. Siempre estuvo adelante en las anotaciones y terminó el primer cuarto con ocho tantos arriba (25-17), donde Stoudemire hizo nueve tantos y Lin cinco.

Al entrar en el siguiente tramo, Nueva York siguió la marcha ascendente, mientras los visitantes se quedaban rezagados.

Lin siguió repartiendo asistencias, mientras que Fields, quien terminó con la mejor anotación (11) de este tramo, aprovechó la ocasión para guiar a los neoyorquinos a comandar 54-36. Stoudemire lo siguió nueve.

Por los visitantes Marcus Thornton logró 13 puntos en en la primera mitad, pero el mejor anotador de los Kings fue Tyreke Evans con 19, seguido por DeMarcus Cousins con 15.

Antes del encuentro D’Antoni dijo que habrá cambio del actual plan cuando entre Carmelo Anthony en acción y así lo reiteró después del triunfo.

Carmelo, quien sigue fuera de acción con problema en su ingle derecha, está supuesto a aparecer a juego a más tardar próxima semana. Pero dada la situación de que Lin ha estado destacándose como el mejor anotador de los último encuentros, habría que seguir pasándole el balón en los momentos apremiantes.

“No hay plan nuevo, ni pienso cambiarlo cuando llegue Melo”, dijo D’Antoni. “Pero son dos posiciones muy distintas: Lin es point guard y Anthony forward”, agregó.

Dijo el coach principal de los Knicks, que lo que pasa es que hay que aprovechar el juego ganador. “Ahí está la clave”, apuntó.

Sin embargo reconoció que Carmelo es uno de los mejores tiradores de la NBA. “”Creo que Lin se sentirá mejor protegido cuando regrese Melo”, subrayó D’Antoni.

Cuando los Knicks ganaron su sexto juego en línea 90-87 el pasado martes contra los Raptors, en Toronto, Jeremy hizo la canasta ganadora de tres puntos, cuando faltaban :0.05 para el pitazo final del cuarto tiempo reglamentario.

De esta forma Lin terminó con 27 puntos y 11 asistencias, en esa ocasión para su segundo doble-doble de su carrera , mientras que Amar’e Stoudemire lo siguió con 21 tantos y nueve rebotes, para ser los más destacados de la jornada.

El de anoche contra los Kings fue el último de los dos encuentros pactados entre ambos equipos en esta temporada. Nueva York ganó el primero de ellos 114-92 el pasado 31 de diciembre, en Sacramento. Los Knicks reciben mañana Hornets de New Orleans en el Garden.

constantino.viloria@eldiariony.com