Nuestro futuro está en la ciencia

Cuando José Hernandez era un niño, sus padres trabajaron largos días y horas en los campos de azúcar en California.

El padre de José, le decía, “Hijo, yo quiero un futuro mejor para ti, pero eso no podrá suceder si no tienes un estudio”.

José no aprendió inglés hasta los 12 años. En la escuela, el estudiaba ciencias y matemáticas por horas, día tras día. Después, el entró a la universidad y se graduó con honores como ingeniero.

En el 2009, José Hernandez sería el primer méxico- americano de padres campesinos en viajar al espacio. El formó parte de la tripulación de la Administración Espacial y Aeronáutica Nacional (NASA) y viajó en el Space Shuttle Discovery. Durante su viaje al espacio, José miraba hacia el planeta tierra y ponía mensajes en Twitter- como nunca nadie lo había hecho: en español.

Hoy le llaman, “Astro José”. Él es muestra de que los latinos pueden lograr lo que quieran, sin importar sus raíces. La historia de José nos muestra que estudiar ciencia, tecnología, ingeniería, o matemáticas puede abrirte un futuro increíble.

Menos del 7% de los ingenieros en EE.UU. son latinos; 84% son blancos.

En su discurso sobre el Estado de la Unión el mes pasado, el Presidente Obama resaltó tres puntos importantes:

Proveerle entrenamiento para un oficio a dos millones de personas, incluyendo a latinos.

Entrenar y mantener 100,000 de los mejores maestros en ciencia y matemáticas.

Pasar el Acta del Sueño pronto para que los jóvenes indocumentados puedan ir al colegio y hacer sus sueños realidad.

En los próximos diez años, habrá 1 millón de nuevos puestos abiertos en la rama de la ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas.

Los estudiantes que están o van a estudiar esas carreras, van a ganar un millón y medio más en sus vidas que el resto de los estudiantes. Es decir, sus salarios van a ser más altos que otras industrias.

Como comunidad conjunta, es necesario que impulsemos a los jóvenes latinos que estudien la rama de las ciencias.

El Presidente Obama tiene un plan para ayudarnos con eso. Él quiere invertir $100 millones en los colegios comunitarios para mejorar la calidad de educación en esas ramas- con un enfoque especial en los colegios comunitarios con gran población latina.

El Presidente también está trabajando con 100 presidentes de las compañías más grandes del país para ayudar a entrenar físicamente a 40,000 estudiantes en el local de cada empresa.

Si lo logramos, más latinos podrían seguir los pasos de ‘Astro José’. Durante el otoño, el astronauta de humildes raíces anunció su campaña para congresista de los Estados Unidos. Su lema es: “del campo… a las estrellas”.

¡Con una educación en las ciencias, todo es posible!