Investigan si detectives bebían en horas de servicio

NUEVA YORK – El Departamento de Policía de Nueva York (NYPD) ha colocado a cuatro detectives en labores de oficina mientras investiga si éstos tomaron bebidas alcohólicas en horario de trabajo en un restaurante de Manhattan.

El New York Times reportó que el incidente ocurrió el pasado 16 de febrero, en un restaurante especializado en carnes en el sector de Washington Heights, en Manhattan.

Funcionarios del departamento de Asuntos Internos de la policía comenzaron a investigar el asunto luego de que una camarera informara que ella había sido manoseada por uno de los dueños del restaurante, tras quedarse dormida en el trabajo, y recordó que un agente había estado presente antes del presunto asalto sexual.

Un abogado de los detectives dijo al referido periódico que él no creía que la camarera hubiera acusado a los detectives de “conducta sexual inapropiada”, pero confirmó que la conducta de los uniformados estaba siendo investigada. Julia Quezada, residente de Manhattan, dijo que si se demuestra que los policías estaban bebiendo alcohol en horario de trabajo, “deberían expulsarlos para poner un ejemplo”.

“Se supone que ellos deben comportarse como ciudadanos ejemplares y no ir por ahí a emborracharse en horario en que debieran estar cumpliendo con su deber”, dijo Quezada. “Para mí, deberían botarlos del trabajo para que sirva de ejemplo”, sentenció.

Pedro Pichardo, de El Bronx, dijo que a él una vez le dieron una multa por tomarse una cerveza en la calle, “y a esos policías deberían también multarlos”. “Si es la primera vez, que los multen como a ciudadanos comunes; si ya tienen antecedentes de beber en el trabajo, deberían ponerles otra sanción más fuerte, para poner un ejemplo ante sus compañeros”, dijo Pichardo.