Concierto polémico

Serrat y Sabina, llamados a apoyar la libertad y a no cantar en Israel

Guía de Regalos

Concierto polémico
Joan Manuel Serrat y Joaquín Sabina en su concierto reciente en Argentina.
Foto: AP

JERUSALÉN, Israel/ASUNCIÓN, Paraguay.– ONG españolas e israelíes mostraron su enorme decepción al conocerse que Joan Manuel Serrat y Joaquín Sabina tocarán el 21 de junio en Tel Aviv y les pidieron que sean coherentes con sus décadas de canto a la libertad y no actúen en un país que, según sus representantes, ocupa y oprime a otro.

Entre los movimientos sociales, especialmente entre los que trabajan día a día con los palestinos, cayó como un disparo la noticia de que los cantautores llevarán a Israel su gira Dos pájaros contraatacan.

“Es incomprensible que dos cantantes de su talla, que se han caracterizado por criticar situaciones de opresión, apoyen de esta forma el actual sistema israelí, que oprime las libertades individuales y colectivas del pueblo palestino”, declaró Eneko Guerrikabeitia, coordinador de la ONG Mundobat en Jerusalén Este.

Su colega Muriel Brihuega, coordinadora de Acsur – Las Segovias en Israel y Palestina, tachó de “incongruente”, contradictoria y sorprendente” la actuación de “dos artistas que se supone tienen una larga trayectoria de compromiso con la causa de la libertad”.

“Creía que conocían mejor la realidad de esta región y las flagrantes violaciones de derechos humanos de la ocupación israelí al pueblo palestino”, dijo Brihuega, quien además considera “esencial” que haya una presión internacional, también de personas reconocidas como Serrat y Sabina, para que Israel “cumpla con los estándares de derechos humanos universalmente reconocidos”.

“No se trata solo de música. No es sólo arte y espectáculo. La cultura es un potente elemento de transformación social que puede servir para difundir las libertades y los derechos, pero también, como en este caso, para hacerse cómplices de quienes los restringen”, afirma esta cooperante, admiradora de los dos cantantes.

La Rescop (Red Solidaria Contra La Ocupación De Palestina), que agrupa a una cuarentena de asociaciones y ONG, ha pedido la cancelación del concierto.

Fotos de ambos cantantes con una enorme cruz roja sobre sus caras circulan por las redes sociales, donde cada vez se ven más críticas a quienes tantas veces han entonado versos como “Para la libertad sangro, lucho y pervivo”.

“Actuar hoy para el estado de Israel es como hacerlo en la Sudáfrica del apartheid del siglo XX”, asegura tajante desde Valladolid, España, Alejandro Fernández, miembro de Rescop.

“No entendemos cómo Serrat y Sabina, que han puesto la banda sonora a la lucha por las libertades y los derechos humanos en España y América Latina, pueden cantar para un estado que vulnera la ley internacional y somete al pueblo palestino desde hace décadas a una ocupación brutal y cruel en la que los muertos se cuentan por millares”, afirma.

Sergio Yahni, activista israelí y director del Centro de Información Alternativa, cree que los artistas “están siendo utilizados para presentar una normalidad que no existe” y asegura sentir “mucha lástima de que, tocando aquí, contradigan sus largas décadas de compromiso con los derechos”.

“Me siento personalmente ofendido al ver que subyugan tanta poesía al servicio de un régimen represivo”, afirma en una carta abierta a los cantantes en la que les informa de que Israel “destruye cotidianamente la vida de cientos de miles de personas y niega el derecho a la autodeterminación de un pueblo”.

“Su concierto en Tel Aviv no será un acto inocente”, advierte Yahni.

Guerrikabeitia resalta que es irónico y significativo que los cooperantes que trabajan en la región, muchos de los cuales siguen desde hace años el trabajo de Serrat y Sabina, “no vayan a asistir al concierto”.

“Muchos hemos escuchado a estos cantantes en momentos difíciles para darnos aliento. Ahora, en vez de darnos aliento a nosotros, vemos cómo se lo dan a este régimen que machaca a los palestinos”, asegura.

Mientras, tanto Sabina como Serrat confirmaron ayer que se presentarán en Israel y salieron al paso de las críticas.

“Tenemos un compromiso con gente a la que queremos en Israel, amigos nuestros que están peleando por una Israel y una Palestina más justa y yo voy a estar ahí al lado de mis amigos israelitas que ahí están peleando, que no es el Gobierno. Y desde ahí voy a tratar de transmitir lo que yo hago y como lo hago”, aseveró Serrat.

“A estas alturas del partido no creo que tenga que dar explicaciones de mi recorrido y es probable que las cosas que yo haga no sean del gusto de todos, pero sí debo tratar de que sean de mi propio gusto”, adujo el músico catalán durante una rueda de prensa ofrecida junto a Sabina en un hotel a las afueras de Asunción.

“Vamos a ir a Tel Aviv, en mi caso por primera vez, a cantar fundamentalmente porque hay una colonia de argentinos amplísima, creo que son más de cien mil y suponemos que ese va a ser el que tengamos”, argumentó Sabina.

“Si tenemos ocasión de discutir con gente o con prensa cuales son nuestros puntos de vista no duden que lo haremos”, añadió el cantautor.