Barcelona choca contra una pared

Chelsea lo vence 1-0 en el partido de ida por las semifinales de la Liga de Campeones.

Barcelona choca contra una pared
Lionel Messi no pudo superar a la férrea defensa del Chelsea.
Foto: Nick Potts / ap

LONDRES/AP – Un gol de Didier Drogba justo antes del descanso le dio ayer a Chelsea una victoria de local 1-0 ante el Barcelona en el partido de ida por las semifinales de la Liga de Campeones.

Con un fútbol mezquino y conservador, el club inglés consiguió la renta mínima para el duelo de vuelta que se disputará el próximo martes en el Nou Camp.

Drogba marcó cuando se jugaban los minutos de descuentos sobre el primer tiempo. Bajo la lluvia en Stamford Bridge, el gol del delantero marfileño cayó en la primera llegada de los Blues y fue con un característico contragolpe.

La jugada se precipitó tras un balón que el astro argentino Lionel Messi perdió en el medio del campo y Chelsea no perdonó al pillar mal parada a la zaga azulgrana.

El brasileño Ramires filtró un centro al corazón del área y Drogba definió con un remate rasante, imposible para el arquero Víctor Valdés.

Hasta ese momento, el partido había sido un monólogo del campeón vigente de Europa, apropiándose de la posesión de la pelota de manera dictatorial.

Pero la mala suerte al definir o la mala puntería le impidieron a Barcelona cristalizar en gol su abrumador dominio ante un oponente que prefirió defenderse.

Por ejemplo, apenas comenzado el choque, el extremo chileno Alexis Sánchez estrelló en el travesaño un remate que hubiese puesto en ventaja a los azulgranas. Cesc Fábregas también se perdió un gol cantado en esos primeros compases, al pegarle mal a una pelota con el arco vacío.

Barcelona estuvo cerca de empatar cuando Pedro Rodríguez estrelló un balón en un poste en los descuentos del segundo tiempo.

“Es muy difícil ganar esta clase de partidos”, dijo Drogba.

Fue la primera derrota del conjunto español en lo que va del torneo.

La otra semifinal arrancó el martes con una victoria de local 2-1 de Bayern Munich sobre Real Madrid, el otro equipo español en competencia.

Si hubiese sido por cuestión de justicia, Barcelona acumuló los méritos -y las ocasiones de gol- para ganar en forma abultada. Pero Chelsea fue un rival disciplinado y firme en su esquema defensivo, con Gary Cahill y John Terry como baluartes, impidiendo que Messi pudiese anotar por apenas segunda vez en sus últimos 15 partidos.

Barcelona estuvo esencialmente metido en el bando de Chelsea durante casi todo la pulseada.

“Tuvimos que ser muy pacientes, ellos tuvieron mucha posesión de la pelota”, reconoció Terry.

Con el clásico ante Real Madrid en la liga española el sábado y la vuelta ante Chelsea tres días después, Barcelona apenas si tendrá tiempo para reagruparse si lo que quiere es ir a la final de la Champions por tercera vez en cuatro años.

En la vuelta, Barcelona precisará ganar sí o sí y eso es algo que no ha conseguido en sus últimos cinco choques ante Chelsea. Barcelona superó a Chelsea en esta misma instancia hace tres años, cortesía de la regla de goles de visita y se coronó campeón al vencer a Manchester United en la final de Roma.

Londres/EFE – El centrocampista del Barcelona Andrés Iniesta afirmó que se va con “mal sabor de boca” de Stamford Bridge tras perder por 1-0 en la ida de la semifinal de la Liga de Campeones frente al Chelsea, un choque en el que los de Pep Guaridiola desaprovecharon las pocas ocasiones que generaron.

“Se ha visto que el equipo ha intentado jugar al fútbol, ha creado ocasiones, pero ha faltado el gol. No creo que haya que buscar otra lectura- eso es lo único que nos deja este mal sabor de boca”, señaló Iniesta tras el encuentro.

“Nos ha faltado el gol, y eso es lo que marca la diferencia en el fútbol. Es algo que puede pasar. Ellos plantearon su partido con todos atrás y nunca es fácil superar eso”, analizó el jugador.