Clero denuncia ataques en Guatemala

Guatemala/EFE – El Arzobispado de Guatemala denunció ataques verbales y descalificaciones contra su Oficina de Derechos Humanos, al cumplirse 14 años del asesinato de su creador, el obispo Juan José Gerardi.

El aniversario se conmemoró con una ceremonia religiosa en la cripta de la Catedral Metropolitana donde está enterrado el obispo, que fue asesinado poco días después de presentar un informe en el que se documentaron más de 50,000 violaciones a los derechos humanos.

Gerardi fue asesinado a golpes en la cabeza el 26 de abril de 1998 en la cochera de la casa parroquial de la iglesia San Sebastián y en 2001 fueron condenados a 20 años de prisión por ese crimen el coronel retirado Byron Disrael Lima Estrada, su hijo el capitán Byron Lima Oliva, y el sacerdote Mario Orantes. En coincidencia con un nuevo aniversario de su muerte, la Oficina de Derechos Humanos del Arzobispado de Guatemala (ODHAG) denunció ser víctima de ataques verbales y descalificaciones. El director, Nery Rodenas, dijo que los ataques provienen del militar retirado Francisco Escobar Blas, a quien se le investiga por su presunta participación en el asesinator.