Neoyorquinos celebran llegada del Enterprise

El transbordador llegó a Nueva York donde será exhibido en el Museo Intrepid

Neoyorquinos celebran llegada del Enterprise
El 747 modificado de la agencia espacial estadounidense NASA, con el Enterprise sobre su lomo, llegó al JFK a las 13.25 GMT, procedente de Virginia.
Foto: AP

Nueva York – Decenas de personas participan de una ceremonia en el aeropuerto internacional John F. Kennedy tras el aterrizaje del transbordador espacial Enterprise en la ciudad.

El transbordador,acoplado en un avión Boeing 747, aterrizó hoy en Nueva York, tras haber sobrevolado el cielo de la Gran Manzana para ser contemplado por los neoyorquinos.

El 747 modificado de la agencia espacial estadounidense NASA, con el Enterprise sobre su lomo, llegó al JFK a las 13.25 GMT, procedente del aeropuerto de Dulles (Virginia), cercano a la capital estadounidense.

Los neoyorquinos contemplaron surcando sus cielos al famoso Enterprise, nombrado así a petición de numerosos seguidores de la famosa serie televisiva de aventuras espaciales “Star Trek”.

Su destino final será un museo naval flotante, el que está en el “Intrepid”, también un legendario portaaviones de la Marina estadounidense que participó en importantes batallas navales de este país.

El Enterprise sobrevoló lugares tan emblemáticos como la Estatua de la Libertad o el Centro Lincoln de la Gran Manzana.

En varias semanas está previsto que el transbordador se desmonte del 747 y se coloque en una barcaza que lo remolcará río arriba por el Hudson hasta el museo, que en julio prevé abrirlo al público.

La NASA explicó que una grúa lo izará y colocará en la plataforma del Intrepid, donde quedará en exhibición para el público dentro de un pabellón temporal con clima controlado.

El Enterprise fue construido entre 1974 y 1976 como prototipo de nave para misiones espaciales que pudieran retornar a tierra y ser usadas repetidas veces.

Fue con el Enterprise, montado en aviones, como se probaron sus cualidades aerodinámicas, y esa nave efectuó cinco vuelos atmosféricos libres, planeando, en ensayos de cómo aterrizarían sus sucesores al final de las travesías orbitales.

Estados Unidos puso fin el año pasado a su programa de transbordadores espaciales, y el 17 de abril el transbordador Discovery realizó su vuelo final desde Cabo Cañaveral (Florida) hasta el aeropuerto de Dulles, también montado sobre un 747 con un paseo aéreo sobre Washington. EFE