Acusado de matar a niña hace 15 años

Gracias a pruebas de ADN, James Martin será juzgado por la muerte Marleny Cruz

El Bronx – La fiscalía de distrito de El Bronx acusó formalmente ayer a James Martin, por presuntamente violar y asesinar a Marleny Cruz, de 14 años el 23 de febrero de 1998 en un barrio de El Bronx.

En tanto que un gran jurado confirmó las acusación en contra de Martin, de los casos de asesinato en segundo grado, violación en primer grado y sodomía en primer grado, por el asesinato de la menor de origen dominicano.

El acusado se declaró no culpable ayer ante un juzgado de El Bronx, añadiendo que la muerte de Cruz fue “accidental”. Sobre él pesan cargos de violación, asesinato, sodomía y agresión sexual, que podrían conllevar una sentencia de cadena perpetua.

Por su parte, el juez del caso, John Boyle ordenó mantener a Martin tras las rejas sin derecho a fianza. De ser encontrado culpable, el sospechoso podría enfrentar la cadena perpetua. Xavier Donaldson, abogado de Martin, dijo que su cliente es inocente en tanto no se pruebe lo contrario.

Se supo que Martín purgaba una pena en un centro penitenciario de Pensilvania por el asesinato de su esposa, a quien la estranguló y abandonó en una zona boscosa de Allerton, en Pensilvania.

De acuerdo a las versiones de la fiscalía, el cuerpo de Cruz fue encontrado en un punto cercano con la esquina de Valentine y la calle, en el área de Forham Heights. Un equipo médico determinó que la adolescente había sido estrangulada. El cuerpo sin vida permaneció sin ser identificada por espacio de ocho meses, luego analizaron su dentadura y algunas fotografías. En tanto que la tecnología de su tiempo sólo permitió mantener algunos rastros de la víctima. La fiscalía dijo que fue gracias a los avances tecnológicos, los que permitieron dar con el presunto asesino.

Pese a que algunos desconocían del hecho, residentes de la zona expresaron su satisfacción por el arresto de Martin, pues ello reconfirma la capacidad de los investigadores para dar con el asesino muy a pesar de que el crimen haya pasado mucho tiempo.

“Tengo más de 40 años viviendo en la zona”, dijo Iván Pacheco, mientras trataba de recordar lo sucedido a la joven. “Recuerdo muy bien que esta zona era pura ‘candela’ y también me acuerdo cuando la policía encontró el cuerpo de la niña casi sin ropa. Eso fue una tragedia. Me da mucho gusto que hayan dado con el culpable”.

En tanto un residente que se identificó como Brooks y quien disfrutaba la tarde en el parque Slattery, dijo que pese a desconocer los detalles del incidente, estaba feliz de que las autoridades hayan sido capaces de resolver el crimen. “Eso es un aviso a los malhechores, para que lo piensen dos veces antes de querer hacer algo”.

Junto a Brooks se encontraba Keila, quien dudó sobre algunas acciones de la policía en la zona. “Estoy contento del arresto de Martin, pero creo que a veces la policía abusa de su posición”.

Sobre el uso de la tecnología de vanguardia para reconocer el ADN La fiscalía del condado de El Bronx, Robert T. Johnson dijo que fue gracias a una donación del Instituto Nacional de Justicia lo que permitió encontrar al presunto asesino de Cruz. Dijo que los investigadores habían recogido evidencias de los restos de la víctima y que gracias a los avances tecnológicos y de laboratorio, se pudo reconocer a su agresor.