Herido, pero no de muerte

Correcaminos ganaba 2-0, pero León reacciona, anota, y aún vive
Herido, pero no de muerte
Juan Ignacio González resucitó a la fiera con su gol.
Foto: MEXSPORT

CIUDAD VICTORIA, México (NTX).- Universidad Autónoma de Tamaulipas tuvo un partido casi entero, dominó a Esmeraldas, pero no lo liquidó, aunque tuvo oportunidades de hacerlo, al vencerlo apenas 2-1 anoche en el juego de ida de la final de la Liga de Ascenso.

José Luis “Parejita” López (al 18′) y el argentino Roberto Nicolás Saucedo (42′) anotaron por la UAT, campeona del Apertura 2011, ante la fiera, monarca del Clausura 2012, por la que marcó el defensa central Juan Ignacio González (91′).

Sin embargo, los Esmeraldas sufrieron un golpe duro al perder por expulsión a su máximo artillero, el uruguayo Nelson Sebastián Maz, quien vio roja directa a los 78′.

Será este sábado, en punto de las 6:00 de la tarde (tiempo de Los Ángeles), en el Estadio Nou Camp, cuando se juegue el choque de vuelta, donde habrá incluso tiempos extra y hasta tanda de penas máximas si es necesario.

Los naranjas se fueron con todo en busca de abrir el marcador desde el silbatazo que puso en marcha el primer capítulo de esta final.

El dominio ejercido por los tamaulipecos permitió que a los 18′ abriera el marcador tras un pase de Felipe Ríos por izquierda que, a segundo poste, remató de volea el “Parejita”, quien está jugando la tercera final de ascenso de su carrera.

La angustia visitante no cesó: el pampero Sara estrelló el esférico en el horizontal tras un contragolpe donde los locales atacaban en tres contra uno a los 19′, para seguir con la presión sobre la fiera, pero perdonaron una llegada muy clara.

Habían ya bajado en intensidad las llegadas de los locales cuando el capitán Diego Alberto Olsina entró al área por derecha, entre dos, y puso servicio raso para Saucedo, quien remató de media vuelta, cruzado a la derecha, para el 2-0.

La fiera entonces se lanzó con todo al ataque en el complemento, después de que en el primer lapso no pudo rebasar el medio campo con tranquilidad, e hizo a lo mucho dos disparos a puerta en los 45 minutos iniciales, postura que incrementó con el ingreso del colombiano Eisner Loboa al 50′.

Pero Correcaminos no dejó de atacar para incrementar su cuenta y dejó ir otra oportunidad, al 59′, cuando Juan Ignacio González no pudo cortar por completo un trazo largo para Saucedo, quien se la ganó al portero Hernández y cedió a la llegada de Sara, cuyo remate fue abierto y flojo.

Maz, quien había tenido una noche de mucho roce con el zaguero argentino Diego Sebastián Menghi y escasos balones al ataque, al 78′ cometió un yerro que complicó a su equipo al dejar al León en inferioridad numérica.

El campeón de goleo del Clausura 2012 se barrió de manera brusca y dejó el pie a la altura del tobillo de Raymundo Torres, al intentar cortar un pase largo, para dejar con 10 a su equipo, además de perderse el juego de vuelta.

Pero casi enseguida vino una jugada clave para que la fiera se mantuviera con vida en la serie.

Una salvada increíble del arquero Hernández se dio a los 86 minutos, cuando con una mano desvió un testarazo de Olsina que iba hacia la derecha, tras un servicio de Ricardo Jiménez, que pudo significar la goleada de muerte.

Y una segunda acción que dejó con sabor amargo a los universitarios y dio vida al cuadro del Bajío al minuto 91, cuando el defensa central Juan Ignacio González se lanzó con gran convicción al frente y ganó un remate en el área para acortar distancias 2-1.