Fenómeno de ‘La Niña’ terminó a principios de abril

Sigue a El Diario NY en Facebook

Ginebra (EFE).- Los rasgos característicos del fenómeno meteorológico de “La Niña” desaparecieron a principios de abril pasado en el Pacífico tropical y desde entonces en esta región prevalecen unas condiciones “neutras”, ya que tampoco se detectaron episodios de “El Niño”, según informó hoy la Organización Meteorológica Mundial (OMM).

Las predicciones indican que estas condiciones neutras se mantendrán hasta el mes de julio, si bien la institución advirtió de que a partir de ese momento existe “incertidumbre” al respecto de lo que pueda ocurrir.

Según un comunicado, la OMM opina que es “poco probable” que durante el segundo semestre de 2012 vuelva a aparecer “La Niña”, mientras considera que existen más posibilidades de lo habitual de que o bien se dé una situación neutra o un episodio de “El Niño”.

“La Niña” es la fase fría del ciclo natural global del clima denominado El Niño-Oscilación del Sur (ENSO), cuya fase cálida es “El Niño”.

Parte de las predicciones se basan en la detección recientemente de una acumulación de calor en la zona más profunda del océano Pacífico tropical y predicen que esto tendrá como consecuencia un episodio de “El Niño” entre julio y septiembre, mientras que otras tesis indican que a lo largo de 2012 permanecerán las condiciones neutras.

La incertidumbre sobre si se mantendrán unas condiciones u otras se debe a que se desconoce si el calentamiento del océano se producirá a una escala lo suficientemente amplia como para provocar cambios en la atmósfera, condición indispensable para que se forme “El Niño”.

Los servicios meteorológicos e hidrológicos nacionales y otros organismos seguirán vigilando las condiciones que se dan en la cuenca del Pacífico para así poder determinar las condiciones más probables para la segunda mitad de 2012.

La OMM recordó que también es importante tener en cuenta que en las características climáticas estacionales, además de “El Niño” y “La Niña”, influyen otros factores meteorológicos.

A escala regional, serán necesarias proyecciones estacionales para evaluar los efectos relativos tanto del actual episodio de “La Niña” como de otros factores importantes.

Entre esos factores, destacan las condiciones en las zonas tropicales de los océanos Atlántico e Índico, que pueden influir en las características climáticas de las zonas continentales del entorno.