Argumentos finales en caso Novack hoy

La defensa pide nuevamente anular el proceso por una actuación indebida de fiscales

WHITE PLAINS – El abogado de Narcy Novack pidió ayer al juez que declarase nulo el juicio contra ésta por una indebida actuación de los fiscales, alegando que habían dirigido las declaraciones de un testigo.

Novack está acusada junto a su hermano Cristóbal Véliz de conspirar para encargar a asesinos a sueldo, ya convictos, el asesinato de su esposo Ben y su suegra Berenice.

Esta es la tercera ocasión a lo largo del proceso en que Howard Tanner solicita que se anule el proceso, esta vez porque la fiscalía habló el jueves con el testigo Jeremy Morris durante el descanso, tras el interrogatorio de la defensa y antes del contrainterrogatorio el viernes de la fiscalía.

Morris era el encargado del Hilton Rye Town Hotel donde Ben fue asesinado el 12 julio 2009 mientras su compañía celebraba una convención en el hotel. En su declaración a la defensa, Morris describió el estado de Narcy como muy emocional, que durante horas gritó y lloró teniendo que ser sujetada por personal de seguridad.

Sin embargo, en el contrainterrogatorio de la fiscalía y tras la reunión con Jacobson, Morris calificó esas expresiones de dolor como excesivamente melodramáticas.

Tanner calificó la conversación como “una emboscada del testigo y una violación del juego limpio”.

El fiscal Elliot Jacobson reconoció que se había reunido con el testigo, pero dijo que eso no iba contra las normas. El juez Kenneth M. Kara denegó la petición de Tanner de declarar el juicio nulo, pero concedió que le llamara y le interrogara de nuevo.

La situación llevó a posponer los argumentos finales que comenzarán hoy tras el interrogatorio de Morris.