Iniciativa contra sodas a paso firme para ser ley

NEW YORK/ap – La Junta de Salud mostró ayer un fuerte apoyo a la propuesta del alcalde para combatir la obesidad mediante la prohibición de la venta de refrescos azucarados de gran tamaño en los restaurantes.

La propuesta del alcalde Michael Bloomberg requiere que la mayoría de los establecimientos en la ciudad, limiten la venta de las bebidas con alto contenido calórico, como las bebidas de cola, limonada y ponche a envases de 16 onzas o menos.

La propuesta sólo tiene que obtener la aprobación de un órgano gubernamental para convertirse en ley, la Junta de Salud de la ciudad , y este panel dio ayer el primer paso para hacer que eso suceda, con un voto unánime para iniciar un período de comentarios públicos sobre la nueva regla.

La Junta aprobó por unanimidad ayer comenzar un período de comentarios públicos sobre la nueva regla.

Un portavoz de la Asociación de Restaurantes de la ciudad dijo que la norma infringe el derecho de las personas a comprar un producto legal.

Una audiencia pública está programada para el 24 de junio.