Corte no puede separarnos

Puede ser que se me escapó algo en la interpretación de la decisión que tomó el máximo tribunal de USA en el caso de la anti inmigrante ley SB1070, y aunque no estoy contento con la resolución de los jueces, me han sorprendido las desmedidas críticas de muchos de los activistas y líderes con los que hemos estado de acuerdo en el pasado.

Todos entendemos el peligro de lo que Arizona hizo al adoptar la ley que persigue a los indocumentados y que ciertamente los trata como presas de cazadores armados con títulos oficiales.

Lo que encuentro desmedido es el énfasis que se le ha dado a que el voto de 5-3 de los jueces mantiene la parte más peligrosa de la ley. De hecho las críticas hechas a Sonia Sotomayor por su voto me parecen injustas y atrevidas.

Los magistrados de la Corte Suprema, que entiéndase es la única que fue creada por la Constitución de USA -todas las otras han sido creadas por el Congreso- hizo lo que le corresponde.

Nos guste o no, la SCOTUS (Corte Suprema) procedió a darle una revisión judicial al caso que se le presentó dentro de sus poderes y la facultad de declarar inconstitucionales leyes federales o estatales. Su decisión, divida y controversial, fue guiada por precedentes judiciales y el derecho de cada estado de la unión bajo la Constitución.

Esa temida parte de la maldita ley de Jan ‘La Bruja’ Brewer sostiene que la policía puede pedirle sus documentos para estar en el país a los que sospechen que están indocumentados.

La preocupación de los creen que esto alentará y permitirá el uso de perfil racial tiene fundamento. A ellos les recuerdo de la similitud de la práctica del ‘Stop and Frisk’ en NYC con lo que se hará en Arizona con la bendición del gobierno federal.

Más que mirar la decisión, que para mi es un error, el enfoque debe ser con la administración del presidente Obama, quien por su lentitud en actuar permitió que Arizona y otros estados crearan leyes abusivas. Ahora, debemos insistir en lograr resolver el estatus de los indocumentados para que puedan forjarse un futuro, ya que continuar con críticas sobre lo que es un hecho irreversible puede dividirnos.

Bajofuego@eldiariony.com