Puertorriqueño filma injusticias en Sunset Park

Dennis Flores entrena a jóvenes de su vecindario para que graben excesos policiales.
Puertorriqueño filma injusticias en Sunset Park
Dennis Flores siempre tiene su cámara al hombro y lista para la acción.
Foto: EDLP

Brooklyn – Camino a casa, en Sunset Park, Dennis Flores vio como unos policías amedrentaban a uno de sus estudiantes. Con su cámara, desde una caseta telefónica en donde trataba de llamar al 911, filmó la golpiza hasta que los agentes notaron su presencia. Una fractura, una herida en la cabeza y su cámara destruida fue el resultado de su osadía.

Ese encuentro en 2002 fue su despegue como cronista del vecindario de Brooklyn donde nació y vive.

De sangre boricua, Flores comenzó su lucha contra la injusticia siendo parte de Los Ñetas, una pandilla nacida en las cárceles de Puerto Rico. Entonces tenía 19 años y estudiaba fotografía en Kingsborough Community College.

“Mi primera misión fue limpiar los graffittis que yo mismo pinté en la Quinta avenida”, dice como ejemplo del trabajo comunitario que hizo con el grupo. También sus mentores fueron Richie Pérez y Vicente “Panamá” Alba, de los Young Lords, el grupo nacionalista boricua reconocido por su lucha contra el desplazamiento de latinos en Chicago y Nueva York en los 1960-70.

Después de la golpiza, el documentalista ganó el caso en la corte, el primero de muchos por los que –asegura– se ha ganado un lugar en la lista roja del NYPD. “Los policías dicen que hago esto por ganar dinero y por eso me tienen pinchado”.

Voceros de NYPD rehusaron responder preguntas sobre este caso.

Los $270,000 que ganó en el juicio los usó para organizar su iniciativa de vigilancia policial.

Flores dicta talleres a estudiantes de secundaria y en universidades sobre cómo utilizar la tecnología en la defensa de los derechos ciudadanos. Actualmente, es instructor de medios y documentales en el Educational Video Center, una organización que se dedica a formar jóvenes documentalistas.

“Hacemos documentales sobre la relación de la comunidad y la policía”, explica Flores, quien ha dictado charlas sobre este tema en Columbia University, New York University y Hostos Community College.

Know your rights (Conoce tus derechos) es uno de los videos producidos por sus alumnos de 15 a 19 años, que ha dado la vuelta al mundo en internet. “La Policía dice que documentar esas acciones es ilegal, pero debemos probar que es injusto y que es nuestro derecho hacerlo”.

En junio pasado, después del Desfile Puertorriqueño, más de 300 personas se reunieron para escuchar grupos de bomba en la calle, un ritual que hacen en la zona desde 2000 y que ha creado roces con la policía.

Como El Flautista de Hamelin, pero con tambores, Flores y el grupo de bomba atrajeron a los adolescentes para sacarlos de la calle y los llevaron hasta la iglesia luterana La Trinidad.

“Les hicimos una barbacoa y así terminaron los problemas”, rememora de su más reciente altercado amargo con los uniformados.

Pocos dudan del compromiso de Flores con la gente de Sunset Park, aunque algunos difieren de sus prácticas. “Ha hecho un gran trabajo, pero es un provocador con una manera muy agresiva de negociar”, dice un activista que no quiso identificarse.

Quienes lo han conocido por años lo catalogan de activista de primera. “Su experiencia como pandillero le da la legitimidad para hablarle a la juventud y convencerlos de hacer cosas positivas, porque aquí lo que necesitamos es más dirección y menos detención”, expresa David Galarza, uno de los fundadores de Occupy Sunset Park.

Por creerlo así, Dennis Flores siempre tiene su cámara al hombro y lista para la acción.