Inzaghi se despide de las canchas

Inzaghi se despide de las canchas
'Pipo' Inzaghi ha sido uno de los goleadores italianos más efectivos y contundentes de los últimos tiempos.
Foto: ap

Madrid/EFE – ‘Pippo’ Inzaghi, uno de los grandes artilleros de la historia del fútbol, ha decidido dar un respiro definitivo a los defensas rivales, un gesto que agradecerán todos aquellos que sufrieron su implacable sed de gol.

Inzaghi cambia las botas de jugador por el chándal de entrenador después de rechazar varias ofertas que había recibido para seguir sembrando el pánico en las áreas, donde su habilidad para desmarcarse y anotar volvía locos a los defensas.

Este verdadero ‘ratón’ de área, de 38 años de edad, ha decidido apagar la nostalgia con la dirección del equipo juvenil del Milán (sub’16), con un contrato hasta el 2014, una “aventura”, como dice, que le compensará de su retirada de los campos de juego después de más de dos décadas de actividad.

“Agradezco a los clubes que han ofrecido seguir jugando, pero creo que el vínculo con el Milán debía de seguir, lo que abre un nuevo capítulo de mi vida”, dijo.

‘Pippo’ Inzaghi militó once temporadas en el Milan, con quien finalizó este verano su contrato. Aportó a los rojinegros 73 goles en 202 partidos. En total, y como profesional, firmó 316 dianas, 50 de ellas en la Liga de Campeones y un global de 72 en la copas europeas, siete goles por detrás del máximo cañonero histórico, el español Raúl. Antes, Inzaghi fue un pilar del Juventus, con 58 dianas en 120 partidos de Liga.