Urge servicio gratuito de abogados en EEUU

A partir del año que viene NY se convertirá en el primer estado en el país en exigir que los abogados realicen 50 horas de trabajo pro bono.
Urge servicio gratuito de abogados en EEUU
Los juristas dicen que estas personas que se representan a sí mismas están demorando más los procesos judiciales.
Foto: La Opinión - / Archivo

HARTFORD, Connecticut – Jennifer García se encontró sola ante un juez, con un montón de papeles legales en sus manos y respondiendo a preguntas sobre su vida personal.

Ella funge como su propio abogado en la Corte de Familia en un caso de paternidad, manutención y visitas que se sigue de manera intermitente desde tres años, pero representarse a sí misma en una sala llena de extraños todavía la pone nerviosa.

“A veces tengo un palpito porque nunca se sabe lo que el juez va a decir”, dijo la madre soltera de 23 años, residente de Hartford.

García es parte de un grupo cada vez mayor de personas que se representan a sí mismas en los tribunales civiles de la nación porque no pueden costearse un abogado, que normalmente cobra de $200 a $500 por hora. El boom ha abrumado a los tribunales y provocó nuevos esfuerzos para conseguir abogados para cumplir con lo que la American Bar Association dice que es su responsabilidad profesional: ofrecer servicios legales gratuitos a personas necesitadas.

El aumento de las personas que se autorrepresentan se deriva de la recesión que ha dejado a menos personas capaces de pagar abogados y creó nuevas oleadas de casos de ejecución hipotecaria, cobro de deudas y la quiebra, dijeron jueces y abogados. Los juristas dicen que estas personas que se representan a sí mismas están demorando más los procesos judiciales, ya que normalmente no saben cuáles son los puntos legales a discutir o qué mociones presentar.

“Hay una crisis en este país”, dijo John Levi, presidente de la junta de Legal Services Corp., la mayor fuente de financiación de la asistencia jurídica gratuita civil para los pobres. “Los tribunales están llenos de gente tratando de averiguar cuáles son sus derechos. Si usted es una persona de bajos ingresos y tienen una necesidad legal, no es fácil conseguir su resolución”.

La Legal Services Corp. (LSC) tiene un grupo de trabajo para beneficio público de 58 miembros, que comprende jueces, abogados, decanos del Colegio de Abogados y otros juristas que trabajan en las recomendaciones que saldrá el próximo mes sobre la forma de obtener más abogados que presten servicios gratuitos.

En un momento de creciente demanda, LSC enfrenta recortes de fondos federales en un 17% ($348 millones este año, en comparación con los $420 millones de 2010). LSC provee fondos para 135 grupos de ayuda legal en todo el país y atiende a unos 900,000 clientes al año, pero tiene rechazar casi el mismo número de personas que buscan ayuda debido a la falta de personal.

Varios estados reportan un alto porcentaje de casos civiles y de familia con al menos una persona representándose a sí misma. En el estado de Connecticut, el 85% de los más de 45,000 casos de derecho de familia en el año fiscal 2011 tuvieron al menos a una de las partes autorrepresentada.

El trabajo pro bono (por el bien público) por parte de las grandes firmas de abogados disminuyó en los últimos años en medio de reducción de personal debido a la economía, según la edición de julio-agosto de la revista especializada American Lawyer.

Una encuesta de ABA, realizada el año pasado, mostró que el 75% de los abogados cree que las personas que se representan solas son más propensas a perder sus casos.

García, quien tiene dos hijos, dijo que no puede pagar un abogado. Después de varias apariciones en la corte, indicó que está comenzando a sentirse más cómoda representándose a sí misma.

A partir del año que viene Nueva York se convertirá en el primer estado en el país en exigir que los abogados realicen 50 horas de trabajo pro bono, como un requisito previo para la obtención de una licencia de abogado.

La Corte Suprema del estado de Washington aprobó en junio una norma histórica que permite a quienes no son abogados ofrecer ayuda pro bono en algunos casos después de recibir algún entrenamiento.