Policía admite que robó armas

Agente reconoce que lo hacía para mantener su adicción a las drogas
Sigue a El Diario NY en Facebook

NUEVA YORK – El policía acusado de robar armas y chalecos de protección a sus propios compañeros de cuartel, reconoció ayer su culpa ante un juez de la Corte Suprema en Manhattan.

Ahora -con el uniforme naranja- Nicholas Mina, de 32 años, le respondió “sí” al juez Edward McLaughlin, cuando le preguntó si vendía las armas.

Mina se declaró culpable de nueve cargos, entre ellos, venta criminal de armas de fuego en segundo grado, venta criminal de sustancias controladas en cuarto grado, conspiración en cuarto grado, hurto mayor en cuarto grado y venta criminal de un arma de fuego en tercer grado. La aceptación de la culpabilidad fue para evitar una sentencia de hasta 20 años en prisión, según documentos de la fiscalía de Manhattan.

El expolicía será sentenciado el 7 de noviembre a 15 años y medio en la cárcel más cinco años de libertad condicional.

Según la acusación, Mina, quien trabajaba para el Departamento de Policía desde hace cuatro años, había sido arrestado el 12 de julio por sustraer las armas del casillero de sus compañeros agentes en la sede del Cuartel 9 en East Village.

Mina confesó que tenía una deuda con Iván Chávez por mantener su vicio a las drogas y que robó por lo menos cuatro armas cargadas para pagar esa deuda. En cinco diferentes ocasiones, durante un periodo de dos meses, Mina obtuvo las armas semiautomáticas y otros equipos de trabajo de policías mientras trabajaba en el turno de noche en el cuartel. Chávez, quien operaba principalmente desde el sector Woodhaven, en Queens, fue sentenciado en septiembre a 20 años en la cárcel por venta de armas y drogas.

“Como policía de Nueva York, Nicholas Mina tenía la responsabilidad de proteger a los ciudadanos, pero en cambio puso sus vidas y las de otros agentes en peligro”, dijo Cyrus Vance, Fiscal de Manhattan en un comunicado. “El acusado daba a los criminales acceso fácil para tener armas peligrosas”.

Otros cómplices fueron arrestados y acusados por los mismos cargos, entre ellos Marcos Echevarría, Maryl Leibowitz y Jennifer Sultan.

Según datos oficiales, en lo que va del año, han ocurrido 129 balaceras en Manhattan que dejaron un total de 154 heridos. De esos, 19 víctimas murieron a consecuencia de sus heridas.