Agradecidos de salvar la vida

Familia hispana lo perdió todo en un incendio tras el paso del huracán Sandy
Agradecidos de salvar la vida
Alejandra Ramírez y su familia permanecen en un refugio de Plainfield, Nueva Jersey, luego que un fuego destruyera completamente su casa.
Foto: CRISTINA LOBOGUERRERO / EDLP

PLAINFIELD, N.J. – Alejandra Ramírez tiene razones suficientes para agradecer que sus tres hijos hayan podido salvarse del incendio ocasionado por una vela, tras haberse quedado sin luz a causa de los estragos dejados por el huracán Sandy.

“Lo perdí absolutamente todo, pero afortunadamente hoy le doy gracias a Dios que mi esposo y mis tres hijos pudimos salvarnos”, dijo Ramírez, guatemalteca que llego a vivir a Plainfield hace 10 años.

El incendio se registró el pasado martes pasadas las 7 p.m. cuando, accidentalmente, una vela con la que se alumbraban tras haberse quedado sin servicio eléctrico, cayó sobre uno de los muebles de la sala, cuyas llamas se esparcieron rápidamente.

“Todo pasó muy rápido”, recuerda la mujer, que aún se encuentra en un notorio estado de conmoción. “Agarré a mi hijo de año y medio, que estaba conmigo en la cocina y salimos corriendo, antes que mi esposo, que salió prendido en llamas”.

La hija de Ramírez -de 7 años- que estaba atrapada en una de las habitaciones, al lado de su hermano de ocho años y otra niña de cinco, logró quitarle el seguro a una de las ventanas y ayudó a escapar a todos los menores.

“Sólo sé que tenía que salir de ahí, porque estaba todo lleno de humo y muy caliente”, dijo la menor.

Aunque el servicio de electricidad ha sido restaurado en el 90% de los hogares de Plainfield, algunos sectores continúan sin luz, pero se espera que mañana quede funcionando en su totalidad.

La familia Ramírez sigue alojada en uno de los albergues municipales, pero sólo será por unos días más. Sólo tienen la ropa con la que salieron huyendo del incendio. Para ayudarlos, se pueden depositar donaciones a la cuenta # 381031413106 del Bank of America, a nombre de Alejandra Ramírez.