Buscan a hispano que asalta en NY vestido de policía

Se le imputa haberle disparado a un afroamericano en El Bronx

La Policía está a la búsqueda de un sospechoso que se hizo pasar por un agente de NYPD para cometer un crimen la semana pasada en El Bronx.

De acuerdo a la Uniformada, el sospechoso llamó el pasado martes a la puerta de un apartamento situado en 2441 Crotona Avenue. El inquilino de la vivienda le dejó pasar después de enseñarle una placa policial, y luego el sospechoso le pidió dinero a punta de pistola.

La víctima, un hombre afroamericano de 41 años cuya identidad no ha sido desvelada, intentó resistirse y huir, por lo que el sospechoso le disparó, alcanzándole en el muslo.

El hombre herido fue trasladado en ambulancia al hospital St. Barnabus, donde fue tratado y dado de alta.

El sospechoso, que huyó de la escena, ha sido descrito como un hombre hispano, de entre 30 y 35 años y 190 libras de peso.

Si tiene alguna pista sobre este crimen, puede llamar anónimamente al 1-800-577-8477.

El mes pasado, NYPD también detuvo a un hombre en Staten Island que se hizo pasar por un agente de la Policía para saltarse las restricciones impuestas para racionar la gasolina tras el paso del huracán Sandy.

La frecuencia con la que en los últimos años impostores se hacían pasar por policías para cometer crímenes en Nueva York, llevo a NYPD a crear la primera unidad del país para perseguir a este tipo de delincuentes.

A través de las investigaciones realizadas por esta unidad, se arrestan a alrededor de 100 sospechosos al año que se hacen pasar por agentes en la ciudad, de acuerdo a la Policía.

NYPD advierte de que estos falsos policías se benefician de las posibilidades que les brinda internet de hacerse con réplicas de uniformes y placas policiales. Por ello, el cuerpo policial neoyorquino sometió su placa a derechos de copyright y es ilegal reproducirla sin permiso.

La mayoría de los impostores, como en el caso que ocurrió esta semana, se presentan en ropa de paisano y muestran una pequeña placa o carnet para identificarse falsamente como policías, normalmente para robar en viviendas.

Para evitar estos incidentes, el propio cuerpo de Policía avisa que todo ciudadano tiene el derecho a llamar al 911 para confirmar que se trata realmente de un agente quien está llamando a su puerta.

Un policía real además nunca le va a pedir dinero y los agentes de incógnito raramente se van a presentar en su vivienda solos.

Si tiene sospechosas de que alguien se está haciendo pasar por un policía, puede denunciarlo asimismo en el 311.

La Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, por sus siglas en inglés) está advirtiendo también sobre el peligro de impostores que suelen aparecer en las comunidades que luchan por recuperarse de un desastre como el paso del huracán Sandy.

Si hay daños en una vivienda visibles desde la calle, el dueño puede ser especialmente vulnerable a un falso inspector de viviendas que diga ser representante de FEMA, que se presente para reclamar dinero para arreglar los desperfectos o bien para robarle en su vivienda.

Por ello, se recomienda siempre solicitar a los inspectores que le muestren una identificación, si no se ofrecen antes a mostrarla. Vestir una camisa o chaqueta con un emblema de FEMA no es prueba de que dicha persona esté relacionada con el gobierno. Todos los empleados y contratistas federales portan una identificación oficial laminada con foto.

No le proporcione tampoco sus datos bancarios a ningún inspector que diga estar relacionado con el gobierno federal. Los inspectores de FEMA nunca le exigirán datos bancarios ni aceptarán dinero.

Si sospecha que alguien está cometiendo una actividad fraudulenta llame a la línea de acceso directo sobre fraude de FEMA al 1-866-720-5721. También puede visitar http://www.ag.ny.gov y ponerse en contacto con la Fiscalía General de Nueva York.