“n” de Jorge Drexler, número uno de apps musicales en 2012 (Video)

Se sabe desde hace días que México es el segundo país en número de descargas de la aplicación "n" del tema convertible 'n1' del compositor uruguayo Jorge Drexler, lo que permite una nueva manera de hacer canciones incorporando a los usuarios de tabletas o teléfonos con SO Android. Las 'aplicanciones' son número uno en las apps del 2012.

“n” de Jorge Drexler, número uno de apps musicales en 2012 (Video)
"n", las 'aplicanciones" del genio uruguayo Jorge Drexler, número uno de apps musicales en 2012.
Foto: Notimex

Madrid.- En entrevista con Notimex, el artista uruguayo calificó como positivo en todos los aspectos los resultados del lanzamiento de la nueva aplicación de canciones combinatorias de diferentes elementos, cuyas variables las realiza el usuario en tiempo real.

Drexler presentó hace casi un mes la aplicación que es un proyecto compartido con Samsung España, Wake App y Warner Music España, así como de informáticos, diseñadores, ingenieros de sonido que por un año y medio trabajaron para lanzarlo.

“No salimos de nuestro asombro, es algo que no se había hecho nunca antes. De repente nos reportan cuatro descargas en Namibia donde no sabía que se escuchara mi música, o siete en Filipinas, estamos muy contentos”, comentó sobre la aplicación “N1” titulada “Habitación 316”.

“Llevamos casi 70,000 descargas y México es el segundo país después de España en ello”, por lo que son de momentos los dos países a los que se enfoca la campaña de promoción del proyecto.

Recordó que se trata de un nuevo proyecto que para él consiste en escribir canciones para aplicaciones de móviles y tabletas, que hace al usuario partícipe en la estructuración y edición de una canción, tanto por las estrofas, los instrumentos o el orden de cantantes invitados.

Explicó que el resultado lo hace la gente, “con sus propias versiones”, pues son elementos “como papeles que se sueltan al viento y quedan al azar de las personas, y eso es lo que más me gusta.

“Es verdad que la gente resalta lo tecnológico y el modelo de negocio, y además lo que he recibido, que también me gusta, es como en Twitter, la gente lo ve como un experimento, que es el impulso primario que tuve, que es buscar el límite de una canción”, manifestó.

“Es ver hasta dónde puede llegar con un género que existe con nosotros desde el inicio de la especie humana, y es una maravilla ver hasta dónde puede llegar”, abundó.

El autor de piezas como “Al otro lado del río” consideró que el modelo de negocio de este proyecto se comienza a comprender, y de hecho “hay dos artistas muy conocidos que preguntan en la empresa que lleva esto en qué consiste”, tras verse el aumento en descargas en Internet.

“Creo que por lo menos hay que preguntarse de qué sirve. A la música se le cierran puertas; aquí en España suben el IVA del 8 al 21 por ciento (para conciertos y música), la imposibilidad de vender discos ha deteriorado la industria discográfica de manera al borde de agonía”, recalcó.

Apuntó que mientras se cierran algunas puertas, hay mucha creatividad y gente que hace canciones, por lo que “es un buen momento para el hacker de la música y malo para venderla, por lo que la industria estará saludando una iniciativa así que abre puertas y caminos”.

Sobre la experiencia personal y artística, enfatizó que le llevó “un año y medio de experimento poético, escribir, reescribir, grabar y regrabar decenas de veces, porque es una canción no lineal, que necesita un tratamiento no lineal”.

El compositor recordó que “N1” ofrece 38 versos (19 largos y 19 cortos) y que las posibilidades de combinación son de 17 a la 27, en el tema “N3” serán 100 versos en formato de décimas.

“‘N3’ es un homenaje al decimista, desde los de Uruguay hasta los jarochos mexicanos, los cubanos, los panameños, hay muchos cultivadores en los países latinoamericanos”, afirmó.

Aseguró que hasta ese momento no ha encontrado resistencias o críticas tanto de su entorno como de conocedores acerca del futuro de este proyecto, aunque podría llegar alguna que fundamente en sentido negativo a lo que ahora ha leído que son reacciones positivas.

La canción “N2” titulada “Madera de deriva” salió el 11 de diciembre al mercado, y tiene la música de la Orquesta Sinfónica del País Vasco y su voz es de fondo, y lo que el usuario hace es seleccionar los instrumentos que suenen, el momento en que quiere y hacer las combinaciones.

La pieza tiene como característica que no todos los instrumentos se bajan en el teléfono o tableta en el mismo lugar, por lo que hay que desplazarse unos metros para poder ir encontrándolos todos, claro, con la ayuda del GPS.

En tanto, la canción “N3” titulada “Décima a la décima” es la más reciente, pues vio la luz apenas el 18 de diciembre, tiene 10 décimas que van apareciendo de una por una desde la mañana, llegando al máximo al mediodía e ir reduciéndose hasta no estar disponibles casi a final del día.

En esta canción hay 10 artistas invitados, entre ellos su hermano Daniel, Kiko Veneno, Kevin Johansen, Alex Barreiro, René Pérez, de Calle 13, y otros a los que se puede seleccionar cuál de ellos canta una décima específica.

“Décima a la décima” consiste de 10 décimas con un mismo esquema de rima que pueden ser combinadas entre sí. 100 versos con los que formar 10¹° (diez mil millones) de estrofas diferentes.

De la misma manera que “Madera de deriva” variaba de acuerdo a la situación en el espacio, “Décima a la décima” lo hace con respecto a la situación en el tiempo.

Su duración depende de la hora. La canción “crece” a lo largo del día para luego acortarse y recomenzar.

La hora determina el número de estrofas que van aumentando a lo largo del día desde la 1:00 y llegan a su máximo (10 estrofas) de 22:00 a 24:00.

El botón de pausa lleva hacia la letra de la estrofa (décima) en curso. En esta ventana se pueden recombinar los diferentes versos pulsando sobre cada uno, para formar nuevas décimas. Utilizando el botón de compartir que está al final de la estrofa se puede enviar una de las décimas por email o a redes sociales.