Danilo Medina da ultimátun a minera canadiense

Santo Domingo/ — El presidente Danilo Medina hizo ayer “un último llamado” a los ejecutivos de la minera canadiense Barrick Gold para que se sienten a revisar los aspectos fiscales de su contrato de explotación de la mina de oro de Pueblo Viejo (nordeste) y les advirtió que de no obtemperar a su pedido el Estado dominicano “no se quedará de brazos cruzados”.

“Quiero hacer un último llamado a los ejecutivos de la Barrick Pueblo Viejo para que accedan a revisar los aspectos fiscales del contrato, pues el esquema actual de distribución de ingresos, luego del alza en los precios del oro en el mercado mundial, es inaceptable”, dijo Medina, en su comparecencia de rendición de cuentas ante la Asamblea Nacional, compuesta por senadores y diputados, con motivo de la celebración del 169 aniversario de la Independencia.

“Hasta ahora hemos sido pacientes. Pero la paciencia tiene un límite. Y más para un gobierno que está a diario en la calle y ve dibujadas en el rostro de nuestra gente las urgencias de una mayor inversión de recursos, que le permitan mejorar sus condiciones de vida”, añadió.

“Si la empresa Barrick Pueblo Viejo mantiene la posición intransigente que ha exhibido hasta ahora, el gobierno no se puede quedar de brazos cruzados”, insistió.

Indicó que pasado un tiempo prudente someterá al Congreso un proyecto de ley para establecer un Impuesto sobre los Ingresos inesperados de las empresas exportadoras de minerales. “El impuesto sobre los ingresos inesperados liquidado operaría como un crédito para el pago del impuesto de participación sobre las utilidades netas (PUN) de 28.75%”, dijo.

Medina explicó que se estima que la inversión realizada alcanza más de $3 mil millones, un monto que deberá ser validado por la auditoría que el Estado dominicano contrató con la SGS de Suiza. “Estoy convencido de que la Barrick es una empresa seria, comprometida con una minería responsable, y cumplidora de las normas y mejores prácticas para proteger nuestro medio ambiente”, reconoció.

Sin embargo, dijo que el 25 de marzo de 2002, cuando se aprobó el contrato para la explotación del oro entre el Estado dominicano y la empresa Placer Dome, el precio del oro en el mercado de Londres cerró en $298 la onza.

La Barrick Gold adquirió el contrato de Palcer Dome cuando el 19 de enero de 2006, cuando el precio del oro cerró a $555 la onza.