Desagrado por aumento en transporte

Desagrado por aumento en transporte
Los usuarios del transporte público reaccionaron enojados ayer, día en que entró en vigencia el aumento de tarifas en el subway y autobuses.
Foto: AP

NUEVA YORK – Desagrado, disgusto y enojo, fueron algunas de las reacciones que manifestaron los usuarios del servicio de transporte público de Nueva York, al entrar en vigencia ayer el alza en la tarifas de pasajes de autobuses y subterráneos.

Martha Moncada catalogó el alza como algo “sencillamente incomprensible”, que llega “en el peor momento de crisis, por lo escaso del trabajo” y dijo que a los que más afecta es a “nosotros los trabajadores que percibimos el salario mínimo”.

El alza, que entró en vigencia ayer —y que incluye la MetroCard de uso ilimitado por 30 días de $104 a $112— fue calificada por Esteban Alemada como “una burla”, especialmente porque “el servicio de trenes no mejora y continúa siendo desastroso y demorado sobre todo los fines de semana”.

Por otro lado, Fernando Miraflores dijo sentirse enojado porque el alza le afecta “enormemente” a su bolsillo. “No me refiero sólo a los pasajes, es al costo de vida en general, no hay salario que alcance”, añadió.

El aumento en las tarifas —el cuarto que se produce en los últimos cinco años— le producirá a la Autoridad Metropolitana de Transporte (MTA) $450 millones por año que contribuirán a balancear los gastos de pensión y seguro médico para los empleados del sistema de transporte más grande de la nación.

El costo de puentes y túneles aumentó de $6.50 a $7.50 y para los usuarios de E-Zpass, que pagarán de $4.80 a $5.33. Los automovilistas que usan el puente Verrazano deberán pagar ahora $15 por su viaje de regreso hacia Staten Island.