Hopkins es como el buen vino

A los 48 años, rompe su propia marca y obtiene el cetro semipesado
Hopkins es como el buen vino
Bernard Hopkins, derecha, esquiva un golpe de Tavoris Cloud, a quien arrebató el cetro de los semipesados de la FIB.
Foto: AP

NEW YORK/AP — Añadan un nombre más a la lista de víctimas de Bernard Hopkins.

Hopkins se convirtió en el boxeador más viejo en ganar un título mundial tras obtener una decisión unánime sobre Tavoris Cloud para coronarse como el campeón semipesado de la Federación Internacional de Boxeo.

“Se siente bien. Se siente muy bien”, dijo Hopkins. “Voy a ir a Junior’s a comer pay de queso”.

De 48 años de edad, Hopkins quebró la marca que estableció cuando derrotó a Jean Pascal por el cetro de los semipesados del Consejo Mundial de Boxeo el 21 de mayo de 2011.

Cuando se le preguntó qué pelea tuvo mayor significado, Hopkins respondió, “esta noche fue mejor porque estoy más viejo. Es más gratificante”.

Y mientras se deleitaba en lo que había logrado, también ponía su mira en el futuro.

Hopkins, quien vehementemente mantiene que no peleará cuando tenga más de 50 años, lanzó un reto a las divisiones de las 175 y 168 libras.

“Me siento motivado para hacerlo”, dijo. “No creo que nadie en esas categorías me pueda vencer”.

El veterano Hopkins, que peleó su 19no pleito de campeonato, mejoró su marca a 53-6-2 con su victoria en el duelo principal de una cartelera que incluyó siete combates más en el Barclays Center de Brooklyn.

Cloud, de 30 años, encaró su primer descalabro que puso su foja 19-1.

“Fue grandioso irrumpir en el Barclays Center con una actuación legendaria”, dijo el veterano peleador.

Con un Hopkins llevando la pelea de manera paciente hacia lo técnico, Cloud fue incapaz de manejar el combate; así el añejo púgil lo rodeó y conectó varios golpes en el rostro hasta que le abrió una cortada arriba del ojo izquierdo.

“Debo pelear con mucha esencia. Peleo al viejo estilo en un mundo moderno. Debo aprender a adaptarme a lo que los jueces buscan”, añadió. “Sabíamos bien que un tipo de 30 años no iba a correr de un tipo de 48 años”.

Hopkins conectó 169 de 417 golpes, mientras que Cloud asestó 139 de 650.

“Esta noche fui un peleador promedio”, dijo Cloud. “El me pegó con un codo, pero no me quejo. Así es esto”.

Pierde “El Chino” por nocaut

El colombiano Luis “El Chino” de la Rosa perdió por nocaut técnico ante el filipino Merlito Sabillo y así perdió su oporunidad por coronarse en la división de peso paja de la Organización Mundial de Boxeo.

En el pleito disputado en el Coliseo Mario de León Cerete en Córdoba, Colombia, de la Rosa buscaba convertirse en el segundo campeón colombiano luego de la reciente coronación de Jhonatan ‘Momo’ Romero en la categoría supergallo de la FIB.

Pero no estaba escrito que fuera así.

Merlito Sabillo, quien tiene una foja de 22-0, 6 KOs, se impuso en el octavo episodio a de la Rosa, quien dejó su marca en 21-2-1, 12 KOs.

Ambos peleadores salieron fieros desde el primer episodio, sacudiéndose mutuamente con certeros intercambios de golpes que hicieron vibrar a la afición.

El colombiano dominó a un resistente filipino durante gran parte del combate.

Sin embargo, Sabillo sacó una derecha que envió a “El Chino” de la Rosa a la lona en el octavo asalto.

Luego del conteó de protección, Sabillo se lanzó a rematar e hizo caer de nuevo a de la Rosa.

El colombiano se levantó nuevamente pero ya se encontraba en muy mala condición. El juez puertorriqueño, Genaro Rodríguez, decidió así detener el combate.

“Yo tenía para dar más, para ir hasta el último asalto, pero el árbitro se apresuró”, dijo de la Rosa tras el combate.