Piñeiro es el de más alta graduación

NUEVA YORK — Rafael Piñeiro es el primer comisionado adjunto del NYPD, segundo en mando después del comisionado Raymond Kelly y, actualmente, el latino de más alto rango del departamento.

El año pasado, EL DIARIO LA PRENSA otorgó a Piñeiro el Premio “El”, con que el rotativo reconoce la labor de líderes hispanos de la comunidad que, por sus logros, son un ejemplo para la juventud.

En esa ocasión, Piñeiro dijo que Nueva York es una ciudad que da muchas oportunidades a los inmigrantes “y el Departamento de Policía reconoce a las personas sobre la base del mérito, y mi consejo a los jóvenes es que estudien y trabajen fuerte para que logren sus metas”.

Piñeiro obtuvo un doctorado de la Facultad de Derecho de Brooklyn, una maestría en Administración y Gestión Pública de la Escuela de Servicio Público de la Universidad de Nueva York, y una licenciatura en Ciencia del Comportamiento del New York Institute of Technology.

Ingresó a la Policía en 1970, se graduó como el mejor de su clase en la Academia de la Policía, y recibió el Chief of Personnel’s Award, por su altas calificaciones tanto físicas como académicas. Empezó su carrera como patrullero en el Cuartel 88 y ascendió a sargento en 1981, a teniente en 1984, y a capitán en 1988.

En 1989, alcanzó el rango de Inspector Adjunto de la uniformada, en 1990 el de Inspector, en 1991 fue nombrado Jefe adjunto y en 1994 Asistente de Jefe. En 2002 se convirtió en el Jefe de Personal del NYPD.

Entre sus logros, se le atribuye el haber modernizado el sistema de manejo de personal, y el haber introducido iniciativas importantes, como el Programa de Lenguas Extranjeras y el Programa de Movilización de Jubilados.