Bicicletas: una alternativa de transporte

Nuevo programa de viaje compartido llega a algunos barrios de NY
Bicicletas: una alternativa de transporte
Una de las estaciones de bicicletas en Clinton Hill, Brooklyn.
Foto: ELDPJosé Acosta

NUEVA YORK — Si en su vecindario ya instalaron estaciones de bicicletas con el logo de Citi Bike, su area es una de las seleccionadas a participar en el programa de bicicletas compartidas.

El Departamento de Transporte, DOT, iniciará la primera etapa del programa a partir de mayo, con la instalación de cerca de 300 estaciones con 25 bicicletas cada una, las cuales funcionarán en orillas de parques, plazas peatonales, aceras anchas, etc.

Esta primera etapa sólo incluirá parte de Brooklyn y Manhattan hasta la calle 59. Vecindarios como El Barrio, West Harlem, Washington Heights e Inwood, fueron dejados fuera, debido, según el DOT, a que el programa no es subsidiado, es con fondos privados. Las estaciones en esta primera etapa se han instalado en los sitos de mayor densidad poblacional con el fin de generar mayor uso de bicicletas.

“Sin embargo, existe la posibilidad de expandir el sistema en el futuro, en base a la demanda y los recursos disponibles”, informó el DOT. “Para finales de 2013, se espera que el Citi Bike aumente a 7,000 bicicletas y se extienda al resto de Brooklyn, Long Island City y Queens”, indicó.

El ciclista Rafael Taveras, de 62 años, quien va a su trabajo en bicicleta desde Washington Heights a Inwood, lamentó que el programa no incluye al Alto Manhattan.

“Yo tengo que guardar mi bicicleta en un sótano porque no tengo espacio en mi apartamento, y sé que hay muchas personas que no montan bicicleta por el mismo problema de falta de espacio”, dijo Taveras, quien monta desde niño. “Si instalan el programa aquí, muchas personas usaran bicicletas para ir al trabajo o para pasear”, señaló.

El senador estatal de el área Adriano Espaillat dijo que aunque en esta primera etapa se ha dejado sin estaciones de Citi Bike al Alto Manhattan, “el DOT me ha informado que estos vecindarios serán incluidos en una segunda etapa, aunque todavía no me han dicho las demarcaciones”.

Entre los vecindarios beneficiados está Bedford-Stuyvesant, en Brooklyn, mayormente afroamericano y latino, donde reside desde hace 10 años el ciclista José Ortiz, de 42 años, quien tiene opiniones encontradas sobre el proyecto.

“Yo creo que la gente de aquí es muy pobre para alquilar bicicletas, pero imagino que muchos la usarán para hacer alguna diligencia o para ejercitarse”, dijo Ortiz. “Yo las pienso alquilar para bajar de peso”, indicó.

La comisionada del DOT, Janette Sadik-Khan, explicó en un comunicado que el programa Citi Bike fue el resultado de un proceso de consultas comunitarias que comenzó en 2011, con cerca de 400 reuniones para establecer los sitios para instalar las estaciones de bicicletas compartidas, en la que participaron juntas comunitarias, oficiales electos, grupos cívicos y propietarios de establecimientos.

El Departamento de Salud calcula que más de medio millón de neoyorquinos monta bicicleta. Y la mayoría de viajes que hacen (54%) alcanzan menos de dos millas, la distancia perfecta para montar bicicleta.

El programa cuenta con mapas que muestran la variedad de destinos disponibles, que incluyen el parque Washington Square, Penn Station y Schaefer Landing, y la parada del East River Ferry en el sur de Williamsburg.

El programa costará $41 millones en fondos privados, y será operado por New York City Bike Share (NYCBS) y el DOT.

Citi Bike será el más grande sistema de bicicletas compartidas en Estados Unidos y funcionará con un pago anual de membrecía de $95, inscribiéndose en el sitio: citibikenyc.com/signup. Esta tarifa tiene viajes ilimitados, pero los miembros tendrán que renovar el viaje o mejor dicho, cambiar de bicicleta cada 45 minutos en cualquier estación del sistema para no tener que pagar recargos.

Las bicicletas podrán ser retornadas en cualquier estación del sistema, lo que facilitará al usuario navegar la red de ciclovías y seleccionar una ruta de salida y llegada al destino que más le convenga.

Si llega a una estación y los estacionamientos están llenos, puede seleccionar 15 minutos extras sin cargo. La máquina le indicará donde puede encontrar una estación con lugares vacíos.

Habrá pases disponibles de siete días por $25, y pases de 24 horas a $9.95, similar a los pases ilimitados de Metrocards.