A la caza de secuestradores

Buscan otros tres implicados en el plagio de un empresario ecuatoriano de Queens
A la caza de secuestradores
Entrada principal de la oficina del contador secuestrado, en la avenida Roosevelt.
Foto: EDLPHumberto Arellano

Nueva York — La Policía se encuentra tras la pista de tres individuos relacionados con el secuestro y tortura de un comerciante en Queens, por quien pedían tres millones de dólares.

Según el comisionado de la Policía Ray Kelly, los sospechosos —Christian Alves, Claudio Ordoñez y Amed Claudio, más conocido como “doctor”— podrían haber salido del país — presuntamente rumbo a Ecuador—, por lo que se notificó a la Interpol. NYPD también envió cinco detectives hacia ese país de donde es originario Pedro Portugal, el contador que fue plagiado.

Ayer, en la Corte Criminal de Queens, fueron instruidos de cargos de secuestro y aprisionamiento ilegal los tres detenidos en relación al hecho criminal.

Un juez ordenó la detención de los inculpados —Christian Acuña, 35 años y Dennis Alves, de 32, de Queens; y Eduardo Moncayo, de 38, de Lyndhurst en Nueva Jersey—, sin derecho a fianza.

“Este fue un gran trabajo investigativo”, dijo Kelly a los periodistas en referencia al trabajo realizado junto a las autoridades ecuatorianas.

Según la acusación, Portugal, de 52 años, fue reportado como desaparecido el 18 de abril, el mismo día que fue secuestrado al salir de su oficina en el 88-06 de la avenida Roosevelt, en Jackson Heights.

Al día siguiente, según las autoridades, Portugal fue obligado a llamar a su madre, quien vive en Quito, Ecuador, para pedir el rescate y para que se lo entregaran a un individuo llamado ‘Tito’.

Al no tener el dinero con que pagar, los familiares se comunicaron con la Policía nacional ecuatoriana quienes, a su vez, contactaron al NYPD para iniciar la investigación.

Portugal fue liberado de sus captores el 20 de mayo, tras pasar un mes secuestrado en una bodega de un edificio comercial ubicado en 38-09 de la avenida 43 en Long Island City,

La fiscalía detalló que Acuña contrató a Alves para ayudarle a vigilar a Portugal a cambio de $800 a la semana. El y Alves le vigilaban durante el día mientras Moncayo lo hacía por la noche.

William Czerski, abogado de Alves dijo que no tenía comentarios acerca del caso, porque no sabía si iba a continuar representándolo.

Milton Flores, legista de Acuña, no ha devuelto las llamadas de este rotativo.

“Negamos las acusaciones, mi clientes es inocente de los cargos”, dijo David Strachan, acerca de su cliente, Moncayo, y la acusación de que fue él quién planeó el secuestro. “Voy a hacer lo mejor para representarlo”, manifestó.

De ser encontrados culpables, los sindicados pueden enfrentar una sentencia máxima de hasta 25 años en la cárcel. Los detenidos tendrán que regresar al juzgado el 6 de junio.

De otro lado, el vicecónsul de Ecuador en Nueva York, Luis López, dijo que la policía mantuvo informado al consulado sobre el secuestro cuando éste estaba siendo investigado.

“Nos informaban un poco sobre el tema, nos daban ciertas indicaciones pero algo muy general, porque la policía lo manejaba de forma confidencial”, dijo López.

Portugal fue enviado a un hospital local tras ser rescatado.

—Con AP