Incierta la causa del desplome en bar de Miami

El incidente causó 33 heridos, dos de los cuales permanecen hospitalizados en estado grave
Incierta la causa del desplome en bar de Miami
Al hundirse el suelo de la terraza, abarrotada por un centenar de personas, muchos cayeron al agua junto con sillas y mesas.
Foto: AP / J Pat Carter

Miami – Las autoridades locales investigan hoy las causas del desplome de la terraza de un bar deportivo de Miami que causó 33 heridos, dos de los cuales permanecen hospitalizados en estado grave.

“La investigación del suceso está en manos de inspectores de la ciudad”, dijo hoy a Efe un portavoz del departamento de policía de North Bay Village, de Miami, quien declinó comentar si la causa del hundimiento del suelo de la terraza del bar Shuckers Waterfront Grill se debió a un exceso del aforo.

Los hechos sucedieron poco antes de que se llegara al descanso del cuarto partido de las finales de la NBA de los Heat contra los Spurs, hacia las 9:45 de la noche, cuando una gran parte de los aficionados se levantó al unísono para celebrar una canasta y el suelo de madera de la terraza cedió sobre el agua.

Al hundirse el suelo de la terraza, abarrotada por un centenar de personas, muchos cayeron al agua junto con sillas y mesas, con el agravante de que se produjo un corte de luz en el local que dificultó las labores de rescate de los clientes.

Un total de 33 personas resultaron heridas, de las que 24 fueron trasladadas a hospitales cercanos y dos aún permanecen en estado grave, dijo a Efe Arnaldo Pidrahita, teniente del cuerpo de bomberos del condado de Miami-Dade.

Explicó que se desplegó medio centenar de unidades, con un total de 150 bomberos procedentes de los cuerpos del citado condado y de las ciudades de Miami y Miami Beach.

Así, ambulancias y vehículos de bomberos y de policía se arremolinaron la pasada noche frente a este popular bar deportivo de North Bay Village, una pequeña isla artificial situada entre la zona continental de Miami y la isla de Miami Beach, en la Bahía Vizcaya.

“Fue grave porque había muchas personas en el lugar, como un centenar, cuando el suelo colapsó”, precisó Piedrahita.

Según han ido detallando los testigos, los camareros del establecimiento se lanzaron al agua para tratar de rescatar a oscuras a los clientes que cayeron con el suelo.

Las imágenes de televisión mostraron a decenas de bomberos y buzos que anoche buscaban en esa zona de la bahía por si alguno de los afectados podía permanecer bajo el agua, aunque, afortunadamente, “no hay desaparecidos”, apuntó el teniente de bomberos de Miami-Dade.