Bebé haitiana necesita $95 mil para que la sanen

Si Wideberla Pierre, de siete meses de edad, no es operada pronto, jamás podrá tener una vida normal. En estos momentos, ni siquiera puede gatear

Bebé haitiana necesita $95 mil para que la sanen
Wideberla Pierre, nació con una condición poco común, conocida como linfagioma congénito.
Foto: EFE

Miami (EE.UU.) – Una fundación con fines benéficos dependiente del Hospital Jackson de Miami (EE.UU.) necesita recaudar $95,000 en donaciones para cubrir los gastos de operación de una bebé haitiana de siete meses que sufre una grave malformación congénita.

La bebé, Wideberla Pierre, nació con una condición poco común, linfagioma congénito, una malformación de los nódulos linfáticos que produce un crecimiento anormal de los tejidos del cuerpo.

Esta anomalía “no permite que el bebé tenga una vida normal, que use ropa común y corriente y que alcance etapas clave en el desarrollo de un niño como es gatear”, indicó en un comunicado el International Kids Fund Wonderfund (IKF).

“Sus padres se encuentran desesperados por brindarle a su única hija la oportunidad de tener una vida normal consiguiéndole el tratamiento médico que ella necesita con urgencia”, agregó el IKF.

El costado izquierdo de la bebé crece de forma anómala y es una “amenaza para su salud y su desarrollo. Si no se le extirpa la masa, esta tendrá un impacto grave en la capacidad de la niña para caminar o ponerse de pie.

Además, la deformación puede causarle infecciones graves de la piel a la bebé, que no cuenta con seguro médico y su familia no puede costear la operación. Al no ser residentes estadounidenses, la familia (que vive en Petite Anseno, en el norte de Haití) no puede recurrir tampoco a los fondos públicos disponibles.

IKF es un programa de la Fundación Jackson Memorial que provee tratamiento médico a niños necesitados de todo el mundo que sufren dolencias graves que no pueden ser tratadas en sus países de origen. Las donaciones pueden realizarse por internet en la página http://www.wonderfund.org.