Brasil sufre para derrotar a Uruguay

Brasil sufre para derrotar a Uruguay
Cuando expiraba el cotejo apareció Paulinho y de golpe de cabeza venció la resistencia del portero uruguayo para anotar el gol de la victoria de Brasil.
Foto: Ap

BELO HORIZONTE, Brasil/AP — Paulinho cabeceó un tiro de esquina a cuatro minutos del final y Brasil derrotó ayer 2-1 a Uruguay para avanzar a la final de la Copa Confederaciones.

Brasil sufrió de lo lindo contra una selección uruguaya que pobló el mediocampo, no le dio espacios a Neymar y contraatacó con peligro con Luis Suárez, Diego Forlán y un incansable Edinson Cavani.

Cuando todo parecía que el partido se jugaría tiempo extra en el estadio Mineirao, Brasil desniveló el marcador.

Paulino, un mediocampista del Corinthians que está en la mira del Tottenham, entró por el segundo palo para cabecear un tiro de esquina servido por Neymar y meter a Brasil en la final, donde buscará el domingo su tercera corona consecutiva de la Confederaciones.

Su oponente será el ganador de la otra semifinal de mañana en Fortaleza, entre España e Italia.

Fred abrió el marcador por Brasil a los 41 minutos, cuando remató con la canilla un balón que rebotó en el área chica, y Cavani igualó a los 48 con un zurdazo a corta distancia, después de robarle la pelota a Marcelo.

El arquero brasileño Julio César le atajó un penal a Diego Forlán a los 14 minutos. El delantero del Internacional de Porto Alegre cobró rasante y a la izquierda del portero, que adivinó la dirección y mandó la pelota al córner.

Uruguay enfrentará el sábado en Salvador al perdedor de España-Italia por el tercer puesto.

Chile, con un penal de Nicolás Castillo, igualó 1-1 con Inglaterra y quedó al borde de avanzar a los octavos de final del Mundial Sub-20, en el que Uruguay derrotó 2-0 a Nueva Zelanda y también se puso en carrera.

Castillo, atacante de la Universidad Católica, convirtió el penal de Chile a los 32 minutos tras una falta de Daniel Potts sobre Ángelo Henríquez, en ese duelo en Antalya ante Inglaterra, que igualó a los 64 gracias a Harry Cane.

Giorgian de Arrascaeta, centrocampista de Defensor Sporting de Montevideo, abrió la cuenta con un tiro libre para Uruguay apenas a los cuatro minutos y Nicolás López consolidó la victoria a los 75 en ese partido en Bursa.

El “Diente” López, atacante de la Roma de Italia, fue el máximo artillero del Sudamericano con seis tantos.

En otro juego, Irak 2-1 a Egipto.