Ernesto Pineda: ‘El Trovador del Alto Manhattan’

Después de décadas cantando en sitios locales, el dominicano estrena su primer álbum
Ernesto Pineda: ‘El Trovador del Alto Manhattan’
El cantante tiene una carrera de varios años y se presenta en clubes de Nueva York y Nueva Jersey.
Foto: EdlpGerardo Romo

Nueva York — Ernesto Pineda se siente orgulloso de decir que desde el primer día en que se estableció en suelo neoyorquino ha trabajando como cantante. Esto a pesar de la incredulidad de sus amigos en República Dominicana, quienes dudaban que el artista pudiera vivir como intérprete en la Gran Manzana.

Según relata, desde pequeño tenia inclinación hacia la música y en la escuela empezó a desarrollar su talento, pero su oportunidad de oro llegó cuando representó a su pueblo natal de Vicente Noble en el festival organizado por Rafael Solano y obtuvo el primer lugar.

A partir de ese momento, empezó a ser promovido por las radios locales y llegó a convertirse en una celebridad en su país. Se mudó a Santo Domingo y tras intentar sin éxito estudiar otras carreras, decide dedicarse totalmente al arte. Fue así como llegó a tocar en varios hoteles y restaurantes de la ciudad.

La decisión de mudarse a Nueva York surgió porque sentía que el gobierno de su país en la época reprimía su canto rebelde, hasta el punto de que debía presentarle al comandante de la policía con anticipación las melodías que iba a cantar en sus conciertos.

“Yo soy un trovador (músico moderno especie de juglar que canta temas actuales, políticos y sociales con ritmos populares) que enfrentó muchas vicisitudes en cuanto a defender cosas del pueblo”, dice Pineda, quien se encontró con su primer trabajo en nuestra ciudad tras haber sido confundido con otra persona por el dueño del restaurante “Tu Casa”, en ese entonces localizado en el Alto Manhattan.

Después de 23 años, El Trovador, como dice llamarse, presenta su primera producción discográfica, la cual financió con fondos propios. Aunque el disco aun no tiene nombre, este se hizo con grandes talentos como Eugenio Van Der Horst y Giovanni Hernández, quienes han trabajado con Julio Iglesias y Luis Miguel entre otros.

“Yo quería hacer un disco con responsabilidad, creo que merezco hacer un buen disco porque si no, voy a irrespetar a la gente. Utilicé los mismos músicos que Juan Luis Guerra usa para sus grabaciones y también violines de la sinfónica de Miami”, señaló el dominicano.

Su disco que se describe como una obra de resonancia romántica que incluye estilos musicales como la contradanza, bolero y bachata estilizada, incluye éxitos de maestros como Joaquín Sabina y Alberto Cortez. Según Pineda, este trabajo resume los temas más pedidos por su público, además de dos de su autoría, los cuales fueron arreglados por él mismo. El disco será lanzado en agosto.