Reclaman derecho a nacionalidad

Sigue a El Diario NY en Facebook
Reclaman derecho a nacionalidad
Manifestantes hicieron sus reclamos vestidos para casarse en Dominicana.
Foto: authors

Santo Domingo — Decenas de personas de ascendencia haitiana a las que el registro civil les niega duplicados de sus documentos de identidad se congregaron este viernes frente al Palacio Nacional para demandar al presidente Danilo Medina que haga que el Estado respete su derecho a una nacionalidad.

Los manifestantes recordaron que ya hace siete años que la resolución número 12 de la Junta Central Electoral (JCE) les niega duplicados de actas de nacimiento, lo cual les impide gestionar otros documentos y desenvolverse como ciudadanos.

Los afectados, la mayoría jóvenes, se presentaron al lugar con pancartas y algunos vestidos de novios para resaltar que sin documentos no pueden ni contraer matrimonio. Algunos se taparon la boca con cintas para denunciar que el Estado dominicano los está anulando como seres humanos.

“Reiteramos firmemente que la Junta Central Electoral nos niega la entrega de los duplicados de nuestros documentos apegada a una política discriminatoria dirigida a miles de personas de un mismo grupo, a los dominicanos hijos de haitianos, y no a los descendientes en el país de españoles, franceses, italianos y chinos”, aseguraron los manifestantes agrupados en el movimiento Reconoci.do, que realiza protestas mes por mes sin tener respuesta.

“Esperamos que el presidente Danilo Medina se pronuncie para que la Junta Central Electoral proceda a terminar con esta situación”, dijo Elena Lorac, una de las voceras del movimiento.

Lorac, de 22 años de edad, es la mayor de tres hermanos que nacieron en el en Sabana Grande de Boyá, provincia Monte Plata, al nordeste de la capital, donde fueron asentados en el Registro Civil. Ahora reside en Santo Domingo, donde se desempeña como empleada doméstica.

Aunque cursó el bachillerato, pero no puede inscribirse en la universidad porque la JCE le negó una copia de su acta de nacimiento.