‘Bonachón y educado’ asesino confeso de mujer en El Bronx

Moisés Martínez fue arrestado en relación con la muerte, este fin de semana, de la guatemalteca Yajaira Reyes

Guía de Regalos

‘Bonachón y educado’ asesino confeso de mujer en El Bronx
El cuerpo sin vida de la mujer fue, supuestamente, hallado en un contenedor de basura.
Foto: Mariela Lombard / EDLP

Nueva York — Nada hacía pensar que el taxista dominicano que supuestamente mató a su pareja y luego metió su cuerpo en un contenedor de basura era una persona violenta, capaz de cometer semejante acto, según el superintendente y los vecinos del edificio donde vivían ambos en El Bronx.

La Policía encontró el domingo en su domicilio de la Avenida Walton el cuerpo sin vida de Yajaira Reyes, empleada civil de NYPD, e inmediatamente arrestaron a Moisés Martínez, de 52, bajo cargos de homicidio.

Jesús Ulloa, el superintendente del edificio, manifestó que en los tres meses que llevaban viviendo ahí, no habían dado una sola muestra de desavenencias entre ellos.

“Eran una pareja tranquila, reservada y los dos parecían muy decentes”, dijo Ulloa. “Aparentemente no tenían ningún problema entre ellos, por eso estoy más impactado por lo que ha pasado”.

El superintendente también reveló que la víctima, de 29 años, era de ascendencia guatemalteca y dominicana, y que ambos vivían con cuatro niños, aunque no está claro si son hijos de la pareja o de un matrimonio anterior de Martínez. Los niños estaban fuera de la ciudad cuando ocurrió el suceso.

Otra vecina, que sólo quiso identificarse como María, corroboró que Martínez no daba el perfil de alguien capaz de asesinar a su pareja.

“Él tenía pinta de bonachón y era educado y muy callado”, dijo la vecina. “Desde luego, no era alguien que pareciera capaz de hacer algo tan atroz”.

Fernando Mateo, vocero de la Federación de Taxistas del Estado de Nueva York, indicó que también tenía buenas referencias del presunto asesino.

“Era un hombre muy trabajador y en la base de taxis donde trabajaba hablan bien de él”, declaró Mateo. “Esto ha sido un asesinato espantoso y no sabemos lo que ha podido pasar”.

La Policía detuvo a Martínez tras interrogarle previamente por tener su auto mal aparcado frente al domicilio donde vivía mientras estaba dentro del vehículo. Los agentes le vieron nervioso y cuando le hicieron más preguntas, confesó que había matado a su pareja.

Las autoridades no han confirmado si el taxista depositó el cuerpo de Reyes en un contenedor de basura con intenciones de luego meterlo en el coche para deshacerse del cadáver.

Un juez instruyó ayer oficialmente los cargos de homicidio y asesinato a Martínez en la Corte Criminal de El Bronx y deberá comparecer de nuevo el próximo 26 de julio.

La Policía continúa investigando el suceso. Un detective había dejado ayer su tarjeta en el domicilio de un familiar de Martínez, próximo al lugar donde ocurrieron los hechos, para que se pusiera en contacto con él.

El médico forense no ha hecho públicos aún los resultados de la autopsia completa de Reyes, aunque los primeros indicios indican que pudo ser estrangulada hasta la muerte.