Sancionan generales por negligencia en RD

Santo Domingo — La Policía Nacional sancionó con diez días de arresto a dos generales y amonestó de manera verbal a otro que actuaron con negligencia frente a un allanamiento irregular realizado en octubre del año pasado en un residencial turístico de Sosúa, Puerto Plata (costa norte) en el que murió un ciudadano alemán de una supuesta secta religiosa llamada y otro resultó herido.

Las sanciones recayeron, por recomendación del Consejo Superior Policial, sobre los generales Pablo R. Almonte Morales, Ney Bautista Almonte y Máximo Báez Aybar, ex vocero de la uniformada.

Ya el Consejo Superior Policial había recomendado la puesta en retiro forzoso y la cancelación de 14 miembros del organismo implicados en una acusación criminal presentada por la justicia de Puerto Plata ante una denuncia de que en el supuesto allanamiento irregular se habrían perdido varias cajas fuerte con 60 millones de pesos (alrededor de $1.5 millones), joyas y relojes de gran valor.

El 16 de octubre del año pasado la Policía informó de la muerte del alemán Peter Demetrick, quien habría enfrentado a tiros a las autoridades y que el extranjero formaba parte de una supuesta secta llamada “Academy for the Future of Health”, encabezada presuntamente por Peter Brunks, herido y detenido por posesión de armas cortas y largas.

En el supuesto enfrentamiento se reportaron tres policías heridos de los que participaban en el allanamiento al residencial La Mulata III, de Sosúa, Puerto Plata.

Por el caso fueron puestos en retiro los coroneles Raymundo de la Rosa y Roberto Salcedo Santos, y los primeros tenientes Juan María Toribio, Francis Sánchez, Nilson Peña y Félix Silverio.

El primer teniente Sandy Ferreira Díaz, el sargento mayor Pedro Fernández (Maseta) y los sargentos Stalin Castillo Basora, Edgar de la Rosa Rosario y José Manuel Hiraldo Martínez, fueron cancelados, al igual que los rasos Vicente Vásquez y Juan Jiménez Sosa. La investigación continúa.